•   CHINANDEGA  |
  •  |
  •  |

Maydes Yorlene Zúñiga, de 20 años, regresó del lugar donde cocinaba, y se llevó tremendo susto al encontrar a su hijo,  Jerson Jacob Betancourt Zúñiga, de 5 meses y medio, ahogado en un hoyo repleto de aguas sucias.

La inspectora Rosa Bárcenas, de la vocería policial de Chinandega, informó que el hecho ocurrió a las 7:37 de la mañana del miércoles último, en una vivienda del barrio Las Colinas,  en el municipio fronterizo de Somotillo, cuando un niño de un año empujó el cochecito donde estaba Jerson Jacob, quien se precipitó. Zúñiga estaba  lavando ropa en su vivienda e intentó socorrer al niño Betancourt Zúñiga, pero lastimosamente no tenía signos vitales.

El pequeño fue sepultado en el cementerio de Somotillo, en medio de la consternación de familiares y amigos.