•  |
  •  |

En circunstancias no muy claras y de forma violenta falleció Jonathan Ismael Rostrán Mena, de 15 años, quien recibió un impacto de bala en el pecho, a manos supuestamente del grupo delincuencial denominado “Los Abaniqueros”,  en el barrio “Arnoldo Alemán”.
El hecho sangriento se registró a eso de las diez de la noche del miércoles cuatro de mayo, cuando Rostrán Mena se encontraba conversando con su novia,  Jennifer Delgadillo Guevara, de 15 años,  y otro amigo,  a una cuadra de su vivienda.

“Estábamos conversando, cuando aparecieron con armas hechizas y pistolas “Los Abaniqueros”, quienes  tenían problema con el que estaba platicando con nosotros,  de repente abrieron fuego, nos corrimos,  pero una bala lo alcanzó. Él pidió ayuda,  porque decía que no podía correr, me regresé para ayudarlo y sólo como media cuadra aguantó, después se desmayó”, relató Delgadillo Guevara, quien  convivía maritalmente con él desde hace dos meses.

Pedro Rostrán Martínez, padre del fallecido, pidió a las autoridades policiales del Distrito VII que esclarezcan el caso y den con el paradero de las personas que le arrebataron la vida a uno de sus once hijos.

Lo capturan con las armas bajo el colchón
“Yo no sé cuál era el problema que tenían esos hombres con mi hijo, porque  él era un muchacho sano, con nadie  se metía y hace tres meses se había convertido al evangelio, trabajaba como ayudante de albañilería en las casas de Villa Libertad”, señaló.

Por este caso existe un detenido, a quien le encontraron armas artesanales debajo del colchón de su cama, pero las autoridades policiales no han dado a conocer su nombre,  porque todavía continúan las investigaciones.

“Tenemos un detenido, pero todavía estamos investigando si fue la persona que disparó contra el joven (Rostrán Mena) o no”, dijo el comisionado mayor Martín Solórzano, jefe del Distrito VII de Policía.