•  |
  •  |

En menos de tres días, dos adolescentes han resultado baleados, uno en el Reparto Schick y el otro en el “30 de Mayo”. Los heridos se encuentran con pronóstico reservado en el Hospital “Manuel de Jesús Rivera, La Mascota”.
El primer adolescente baleado es de 14 años, y estaba jugando fútbol en una de las calles del barrio “30 de Mayo”, cuando sujetos de la pandilla “Los Sucios” pasaron a bordo de una motocicleta y dispararon hacia el grupo, esto ocurrió la noche del jueves pasado.
El menor resultó herido en la pierna izquierda y en el glúteo derecho, por lo que ahora está en la sala de cuidados intensivos, UCI, del centro hospitalario.
“Mi hijo está grave y la Policía no hace nada, no patrullan hasta el fondo del barrio por miedo a “Los Sucios”, quienes han sembrado el terror, porque hacen y deshacen en el sector, también se van al Reparto Schick a hacer de las suyas, ya no los aguantamos,  uno ya no puede vivir tranquilo”, refirió Claudia Carolina Pérez Martínez, madre del herido.
Otro que fue baleado aparentemente por “Los Sucios” es un adolescente de 13 años, habitante del Reparto Schick, quien recibió un impacto de bala en la rodilla y dos en la espalda, y su estado de salud es reservado.
El menor también se encontraba jugando en la calle cuando dos sujetos a bordo de una motocicleta pasaron “repartiendo” balazos.
Las autoridades del Distrito V de Policía realizaron una redada en los dos sectores y tienen a 26 personas detenidas, entre ellas,  al  sujeto identificado solo como “El Moronguero” --que fue el que supuestamente le disparó al adolescente de 14 años-- y a su cómplice, conocido como “Chepe Tapas”.