•   JÍCARO, NUEVA SEGOVIA  |
  •  |
  •  |
  • END

El joven Armando Rafael Castro Leiva, de 22 años, murió instantáneamente tras recibir 34 estocadas que dos hondureños le propinaron al calor de los tragos, según informó la Policía.

La sangrienta reyerta ocurrió en casa del señor Narciso Herrera, en el barrio “Hermanos Casco” de esta ciudad, el lunes pasado a las 11 de la mañana.

La víctima se encontraba ingiriendo licor en la vivienda donde, además del propietario, se encontraban los hondureños Oslen Alexis Cruz Lagos, de 30 años, y otro del que solamente se supo su primer nombre,  Edgar.

El comisionado Pablo Ardón, vocero policial en el departamento, explicó que en la reunión, al calor de los tragos hubo un altercado que subió de tono  hasta que los extranjeros sacaron de la casa a Armando Rafael, y ahí continuaron la discusión que desembocó en el crimen.  Los hondureños se dieron a la fuga.