•  |
  •  |

Pablo José Molina Moreira, de 39 años, salió literalmente corriendo para evitar ser víctima de dos delincuentes, quienes se le llevaron  la camioneta que conducía.

El vehículo es una Toyota Hilux, plateada, placa M 122709, propiedad del Instituto Nicaragüense de Fomento Municipal, Inifom.

Según la denuncia del afectado,  él se dirigía a dejar a una compañera de trabajo a su casa y cuando iba por el kilómetro 11 de la Carretera Vieja a León,  dos supuestos policías le hicieron la señal de alto.

“No somos policías, sino asaltantes”
Los hombres vestidos como agentes,  tenían retenido otro vehículo que dejaron ir cuando vieron que el que  conducía Molina Moreira se estacionó.  Uno de los sujetos  le pidió los documentos de la camioneta  y mientras él los buscaba,  el ladrón se sacó un arma de la cintura y le dijo que se trataba de un asalto.

“Dijo que no eran policías y que era un asalto, mi compañera que iba en la parte de atrás de la camioneta,  en un descuido salió huyendo y en otro descuido yo hice lo mismo, pero los hombres se llevaron la camioneta”, refiere en la denuncia Molina Moreira.

Detectives de la Estación Tres de Policía investigan el suceso, porque no es la primera vez que supuestos policías realizan atracos en dicha carretera.