•  |
  •  |

Uno de los hijos de doña Xiomara Zamora Amador, inundado por el llanto y el dolor, se aferraba al cuerpo de su madre, que estaba tendido en el suelo junto a un charco de sangre.

El joven parecía no poder aceptar la muerte de su progenitora de 49 años, y tampoco creer que un vecino, cegado por el licor y armado de un machete, le había arrebatado la vida, para después darse a la fuga y evadir su responsabilidad ante las autoridades.

El lamentable hecho ocurrió a las 11 de la mañana de ayer, en el barrio La Primavera, exactamente de donde fue la empresa Gemina una cuadra al norte y una al este. Según testigos, el homicida, Manuel Antonio Pavón López, de 50 años, se encontraba ingiriendo licor, cuando sostuvo una discusión con su hijo, Ronny Pavón, y con el joven Josué Ticay Urbina, posteriormente, encontró en su camino a doña Xiomara, a quien mató.

“Nosotros estábamos jugando rayita, y él --Manuel Pavón-- de pronto salió con el machete, y sin decirnos nada nos siguió, nosotros nos corrimos para evitar pleitos.

A ese señor lo conocemos desde que nacimos aquí en el barrio, él nunca había tenido pleitos hasta ahora, si él me conoce y siempre platicábamos. Pero dicen que después mató a la señora a machetazos. Nosotros ya estábamos lejos cuando eso pasó”, relató Ticay.
 
Se andaba ganado la vida
Carolina Ticay Urbina, sobrina de la víctima, dijo que su tía andaba lavando ropa en la casa de su vecino Francisco López, y se dirigía tranquilamente hacia su vivienda, cuando se encontró con su agresor, quien armado de machete le propinó un machetazo en el cuello y otro en el brazo izquierdo, los cuales le segaron la vida casi de manera inmediata.

“Él salió bolo con el machete, y de pronto se le metió por agredir a mi tía, no habíamos notado ningún comportamiento extraño de ese señor, aunque hace tiempo él tuvo un pleito con una vecina y la iba a agarrar a batazos. Eso fue hace casi dos meses. A veces se ponía a beber licor con sus hijos”, aseveró Carolina, agregó que el esposo de la fallecida vendía leche agria en el mercado “Iván Montenegro”, y hasta allá le fueron a avisar de la tragedia.

La víctima había procreado diez hijos
El cuerpo de doña Xiomara fue trasladado al Instituto de Medicina Legal, donde le realizarán una autopsia. Tres patrullas y motorizados de la Policía del Distrito Seis se presentaron al lugar en busca del autor del homicidio. A pesar de que registraron varias viviendas del sector, no encontraron al homicida.