•  |
  •  |
  • LEÓN

 De acuerdo con las investigaciones policiales, los dos ciudadanos que murieron electrocutados en las inmediaciones del mercado de la Estación de Ferrocarril en León, el  recién pasado jueves, fue debido a una conexión ilegal, cuyos alambres eléctricos cayeron sobre el tramo comercial del señor Ramón Sandino Ruiz.

A través de una inspección en el lugar, el ingeniero Danilo Dávila, técnico de Gas Natural, concluyó que efectivamente Néstor Alexander Hernández, de 18 años, y Darling Vanesa Martínez González, de 34, fueron electrocutados por una conexión ilegal, establecida desde una línea legal y el polo tierra, que cayó sobre una malla del negocio del señor Sandino Ruiz.

“Es prematuro hablar de culpables, se dará curso a la investigación para determinar con exactitud la tipicidad del caso”, afirmó este sábado el capitán José Luis Guido, vocero de la Policía en León, tras agregar que  aun no hay personas detenidas.

Unión Fenosa efectuó los trabajos de prevención y corrigió la anomalía efectuada por desconocidos, que cobró la vida a dos personas, quienes recibieron una descarga eléctrica superior a 110 voltios.
 
Otro electrocutado
El jefe policial destacó que la muerte por descarga eléctrica de Mauricio Exequiel Caballero Hernández, de 16 años, fue tipificado como homicidio imprudente.
Este hecho ocurrió el mismo jueves en horas de la noche, en la comarca Los Ranchos, en el kilómetro 83 de la carretera León-Managua.

El adolescente de 16 años recibió dicha descarga después de caer de su bicicleta y tratar de apoyarse en un alambre de púa, que se encontraba electrificado, el cual servía supuestamente de división y protección de un siembro de maíz, propiedad de Javier Rodríguez.