•   MATAGALPA  |
  •  |
  •  |

Eran tomadores consuetudinarios y según investigaciones,  solo peleando vivían. La dama le manifestaba a su “media naranja que lo iba a matar”, amenaza que la Policía cree que se convirtió en realidad este jueves por la noche, en las cercanías de café Pureza.

Efraín Antonio López Gurdián,  de 38 años,  fue ultimado a golpes en la cabeza y el rostro, de las instalaciones de café Pureza,  dos cuadas al oeste, en el barrio Santa Teresita. Aparentemente le dieron con un objeto  de hierro.

El cuerpo fue encontrado frente a la vivienda de Camila Martínez, de 76 años,  quien era la compañera de vida del occiso  y se ha convertido en la principal sospechosa del crimen, pero aún no ha sido detenida oficialmente,   porque continúa bajo investigación, aseguró el comisionado José Ramón Morales, jefe de investigaciones.

“Como si yo fuera criminal”
Los medios de televisión local de Matagalpa presentaron imágenes de la hora en que Martínez fue retenida por la Policía.

Estaba ebria y entre lo poco que se le pudo entender dijo: “Yo sé que estaba adentro de la casa… me llega mi abogada y mi nieta….me tienen como si yo fuera criminal”.

También los medios de televisión entrevistaron a los familiares del fallecido, quienes dijeron que se enteraron de que su pariente estaba muerto, porque les llegaron a avisar.