•  |
  •  |
  • END

Cuatro hombres fueron detenidos a raíz del asalto perpetrado el martes por la mañana a la sucursal de Western Union en el Palí de Las Mercedes, los que se habrían llevado un botín de 17 mil 976.99 dólares y 124 mil 450.40 córdobas.

La Policía del Distrito Seis, que logró recuperar mil 120 dólares y 6 mil córdobas, en conferencia de prensa presidida por el comisionado Guillermo Saballos, presentó fotografías de los detenidos: Danny Javier Rodríguez Aburto, de 18 años, alias “Toto”; Henry Benicio López Suazo, “Tropikón”; Genglin Nicolás Zamora Pérez, de 19 años, y Antolín Edilberto Hernández Vargas, de 23 años, “El Pollo”, todos remanentes del grupo de “Los Titos”, del Memorial Sandino.

Saballos aseguró que gracias a la colaboración de varios testigos, los agentes de Investigación lograron la captura de los sospechosos y la ubicación del vehículo en el que habían huido.

El vehículo Hyundai, verde-celeste, placas M 06046, pertenecía a Juan Tijerino, según los registro de Tránsito, pero éste declaró haberlo vendido a José Cruz. No obstante, el día del robo, según las autoridades, el Hyundai era conducido por Emerson Alberto Castillo Bonilla, de 30 años, hijo de José Cruz, quien dice desconocer los hechos.

Durante el operativo desplegado, a las cinco de la tarde del martes, de donde fue el Colegio Danés Nicaragüense, media cuadra al norte, en el barrio Memorial Sandino, los agentes ocuparon el automóvil que era utilizado como taxi de la Cooperativa Nicaragua Nuestra.

Los investigadores de la Policía recuperaron las evidencias, tales como el martillo con el que quebraron el vidrio de la ventanilla de la Western Union, la camisa con sangre de uno de los asaltantes –-“Toto”-- que resultó herido con pedazos de vidrios, el dinero -–también en casa de “Toto”-- el carro y la vestimenta.

Dos de los acusados fueron detenidos la madrugada de ayer, en el sector del bar Playa de los Románticos, en el Malecón de Managua, con dos adolescentes, en tanto que para los otros hubo necesidad de orden de captura, apuntó el jefe de la Delegación Seis.

El comisionado Guillermo Saballos alabó el trabajo exhaustivo de la Policía de la Sexta Delegación y de la Central, cuyos agentes no descansaron hasta lograr el objetivo de atrapar a los asaltantes, aunque agregó: “Seguimos trabajando hasta concluir el caso”.