•  |
  •  |

YALAGÜINA, MADRIZ

Un sujeto identificado como Johnny  Agustín Calderón Castillo, 28 años, oriundo de Wiwilí de Nueva Segovia, se equivocó al intentar a asaltar a una empleada de Wester Union, en este municipio.
El hombre llegó a  la sucursal con un bolso negro, reclamando el retiro de un dinero, pero como no había fluido eléctrico, la cajera Healing Odile Morales Alvir, de 25 años, le prometió gestionar la transacción por teléfono, instante que fue aprovechado por el sujeto para colocarle un filoso cuchillo en el abdomen y le advirtió que la mataría si no le entregaba todo el dinero de caja.
La dama pidió auxilio al vecindario, por lo que el malandrín le propinó un puñetazo que la tiró al suelo, sufriendo un hematoma. Mientras estaba acostada, el hombre la pasó el filo del arma blanca sobre el cuello, causándole una lesión. Después el “visitante” tomó una bolsa  rosada en cuyo interior había mil dólares y 25 mil córdobas en efectivo.

Persecución
En ese momento, llegó Mercidia del Socorro Zavala Espinoza, dueña de la casa donde está la oficina de envíos, e increpó al ladrón para que soltara el arma,  porque ella iba armada. Acto seguido la valiente mujer le arrebató la bolsa y en el forcejeo cayeron varias monedas al suelo.
El supuesto antisocial corrió hacia la Carretera Panamericana y tiró el bolso y el arma filosa, pero fue alcanzado por las mujeres y otros vecinos en las riberas de un río, donde se rindió a la “ferocidad” de las damas.
Luego llegó una patrulla policial para recibir al sospechoso,  la cajera recuperó todo el dinero y el “cliente” será procesado por robo con intimidación.