Francisco Mendoza S.
  •   MATAGALPA  |
  •  |
  •  |

La Policía del municipio de Matiguás está investigando el asesinato del campesino Juan Taleno, de 47 años, quien fue encontrado en estado de descomposición en la finca La Misión, propiedad del productor Manuel Howkins, ubicada en la comarca El Anzuelo, municipio de Matiguás.

El cuerpo del infortunado campesino fue encontrado por varios ciudadanos que pasaron por el lugar, quienes dieron parte a las autoridades policiales, que a su vez se presentaron al lugar para realizar las investigaciones correspondientes.

Se comprobó que Taleno tenía un machetazo que le partió la cabeza en dos, semejante a un limón, y que fue abandonado por el o los criminales.

Las primeras investigaciones señalan que el ahora fallecido había llegado al poblado de Matiguás en compañía de Ronald Alarcón Centeno, de 29 años, y otro sujeto que no ha sido identificado. Los tres se tomaron varias medias de ron, para luego dirigirse a la comarca El Anzuelo, donde habitaba Taleno, pero en el camino le quitaron la vida.

Ronald fue capturado por la Policía y en sus primeras declaraciones manifestó que junto al desconocido iba Juan, y fueron interceptados por un desconocido que sin decir media palabra, le asestó un machetazo en la cabeza al infortunado y luego se fugó.

Lo que el arrestado no pudo explicar es por qué no había dado parte a las autoridades del crimen, sino hasta que el cadáver fue encontrado en estado de descomposición, por lo que se convierte en el principal sospechoso.

La Policía aseguró que continúa con las investigaciones para dar con la identidad y el paradero del otro sujeto que acompañaba a Taleno, para capturarlo e investigarlo, debido a que también es sospechoso del asesinato.

El cuerpo fue reconocido por su suegra, Pastora Morales Vázquez, de 54 años, quien lo recibió para darle cristiana sepultura.

Suicidio de jovencito
Asimismo, se conoció que en el municipio de Paiwas, Región Autónoma del Atlántico Sur, en el sector conocido como Samaria, en la comarca Malacawás, se quitó la vida el joven Isaías Calero López, de 17 años, sin que hasta el momento se conozcan las causas que lo llevaron a tomar la fatal decisión.

Sobre este suicidio no hay mayores detalles, debido a que la guardia operativa no había regresado a la hora de redactar esta información y en el sector donde se registró el suicidio no hay comunicación.