•  |
  •  |
  • END

Más de 96 millones de dólares en préstamos recibirá Nicaragua del Banco Interamericano de Desarrollo, BID, y del gobierno de España, destinados a proyectos de agua potable y alcantarillado, así como al mejoramiento de la red de transmisión eléctrica, luego que la Comisión Económica del Parlamento dictaminó favorablemente varios de esos convenios.

El presidente de la Comisión Económica, Francisco Aguirre, cifró sus esperanzas en que la próxima semana los diputados ratifiquen con su voto los cinco convenios de préstamos, dos de los cuales son con el BID y los otros tres con el gobierno español.

Los dos préstamos del BID suman 47.7 millones de dólares. El primero es por 32.7 millones para apoyar el sector energético, específicamente a la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica, Enatrel, a fin de construir y rehabilitar líneas de transmisión en el Occidente del país, Managua, Rivas, Matagalpa y Boaco.

El proyecto incluye la rehabilitación y construcción de nuevas subestaciones eléctricas y la disposición de nuevos transformadores para disminuir las “pérdidas técnicas” que afectan al país y particularmente a los consumidores.

Para viviendas
El otro préstamo del BID es por 15 millones de dólares, monto que será destinado al Instituto de la Vivienda Urbana y Rural, Invur, para beneficiar a unas 9,300 familias de bajos y medianos ingresos, con la construcción de 6 mil viviendas nuevas y la rehabilitación de 3 mil casas que lo ameriten. Para este proyecto, el ingreso mensual por familia no podrá superar los 500 dólares.

Agua potable y alcantarillado
Dos de los préstamos otorgados por el gobierno español suman 21.5 millones de dólares para la construcción y mejoramiento del sistema de agua potable y alcantarillado, uno para beneficio de más de 40 mil habitantes del departamento de Boaco, y el otro proyecto para el municipio de San Juan del Sur, en Rivas, para beneficiar a unos 21 mil habitantes.

El tercer préstamo del gobierno español es por 19.5 millones de dólares y apoyará a 75 mil estudiantes de diez universidades, y a 3,200 docentes del país en diferentes modalidades.