•  |
  •  |
  • END

“El boletazo” podría ser llamada una nueva práctica entre los policías de tránsito, quienes detienen a los conductores argumentando una supuesta infracción de tránsito, pero cuando el afectado reclama, le cambian la falta, pero de todos modos lo multan.

Eso le ocurrió el jueves 19 de junio al chofer de END, Pablo Avellán, a quien el policía Allan Vega, chip número 1891, lo detuvo de los semáforos de La Robelo, una cuadra al oeste, porque supuestamente no le cedió el paso a un camión que venía de este a oeste sobre la Carretera Norte.

Pero cuando el conductor reclamó al policía, éste se apresuró a ponerle la multa de 400 córdobas, pero no por no ceder el paso sino por invasión de carril, aunque no ocurrió ni lo uno ni lo otro. El afectado anunció que apelará.