•  |
  •  |
  • END

CHINANDEGA
Pobladores de Puerto El Toro, jurisdicción de El Realejo, rescataron a las seis de la tarde del lunes último, el cadáver del joven Mauricio Rafael Rivera, de 18 años, quien se ahogó a las 5:15 de la tarde del domingo, en el peligroso balneario de Pasocaballos.

René Valverde, portavoz de la Cruz Roja filial Chinandega, confirmó a EL NUEVO DIARIO que el cadáver flotó frente a las costas de Puerto El Toro, cerca de la comarca Alemania Federal, y fue entregado a sus familiares para sepultarlo.

Exhortó a los bañistas a tomar medidas de precaución y no meterse profundo en el mar, debido a que durante este año en el balneario de Pasocaballos han perecido diez personas por sumersión.

El capitán de fragata Juan Francisco Gutiérrez, jefe del Distrito Naval del Pacífico (DNP) acantonado en el puerto de Corinto, corroboró el hallazgo del cuerpo, que era buscado por seis marineros a bordo de una lancha del Distrito Naval del Pacífico (DNP), ocho socorristas y pescadores.

Mauricio Rafael Rivera vivía en el costado sur de la cancha de la colonia “Roberto González”, y salió a darse un chapuzón junto a su tía, Isabel Sevilla Rivera, y el esposo de ésta, Francisco Javier Díaz Rodríguez.

Se supo que una ola arrastró al muchacho frente al sector conocido como “Las Piedras”, donde cruza una de las dos corrientes que forman un remolino, zona de alto riesgo en el balneario de Pasocaballos.