•  |
  •  |
  • END

RIVAS
Una camioneta que de acuerdo a investigaciones policiales pudo haber sido robada en El Salvador y que ingresó a Nicaragua en 2005, fue ocupada por la Policía del departamento de Rivas cuando un rivense que la acababa de comprar, la llegó a legalizar.

Según la vocera de la Policía de Rivas, capitana Luisa Amalia Chavarría, el caso de momento está siendo investigado por estafa y falsificación de documentos, pero lo curioso es que la camioneta ha sido adquirida por varias personas, y ninguna la había legalizado, y por si fuera poco, la placa que porta pertenece a otro vehículo.

De acuerdo con Chavarría, fue precisamente por la placa que se enteraron de las anomalías que presentaba el automotor, porque cuando Edmundo Javier Velásquez Solís llegó a la Policía a realizar los trámites para registrarla a su nombre, se detectó que la matrícula pertenece al vehículo de Esteban Domínguez Salazar. De acuerdo con las indagaciones de la Policía, Velásquez Solís, de 26 años, compró dicha camioneta en octubre de 2007 a Juan Lester Reyes.

Como parte del pago cedió su vehículo placa RI 3117, pero su susto fue cuando en la Policía le dijeron que la camioneta tenía problemas.

Siguiendo con la cadena de ex propietarios de la camioneta, la vocera policial explicó que Reyes compró el auto en Managua a Martha Ramos García, y ésta dice haberla comprado en julio de 2006 en Granada a Bladimir Grensoski.

Las investigaciones aún continúan porque la Policía está dispuesta a descubrir el origen de la camioneta, que ahora está en los patios del depósito municipal de la ciudad de Rivas.