•  |
  •  |
  • END

Pese a que está acusado por un hurto de 330 mil 360 córdobas, en el Juzgado Sexto Penal de Audiencias, Rolando José Chavarría González, de 36 años, estaba muy tranquilo ayer.

La juez Gertrudis Arias le dictó medidas alternas a la prisión preventiva, como son cuido y vigilancia de un familiar y la prohibición de salir de su casa. La audiencia inicial del juicio será el 15 de julio.

Según la acusación, el vigilante se dio vida de “jeque” la noche del 30 de junio, después que ingresó a la oficina de contabilidad de Merco S.A., donde laboraba vigilando, y sacó del escritorio 330 mil 360 córdobas.

Con el dinero, supuestamente, el vigilante se fue a un night club y estuvo departiendo con cinco mujeres de la vida nocturna, a las cuales las invitó a tomar licor hasta que él se quedó doblado.

El dinero que supuestamente el vigilante cargaba en su mochila, “desapareció”.