Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

Hábiles ladrones en tienda telefónica
Yelba Tablada / JUIGALPA, CHONTALES.-
Casi en la nariz de un vendedor, sujetos desconocidos haciéndose pasar como clientes, ingresaron a un establecimiento que distribuye teléfonos celulares, y en un abrir y cerrar de ojos del dependiente se llevaron 20 mil córdobas en aparatos para la comunicación.

Germán José Fonseca Méndez, propietario del negocio, reveló que los delincuentes sin ninguna malicia incursionaron al local y comenzaron a preguntar los precios de todos los teléfonos celulares en exhibición. Los avispados antisociales utilizaron sus mejores técnicas para que desconcentrar al despachador. Luego abrieron las puertas de los exhibidores y sin problema escogieron los mejores teléfonos móviles. En una bolsa plástica los desconocidos empacaron los aparatos de comunicación, y al finalizar la operación con éxito, sin demostrar ninguna sospecha le dijeron al vendedor: “Hermanó, nos vamos. Venimos otro día, talvez nos hace una rebajita”. Pero el susto vino después, cuando el atontado dependiente se enteró que los falsos clientes se le habían llevado siete celulares de diferentes marcas y precios, los que fueron valorados en veinte mil córdobas. Investigadores de Auxilio Judicial se desplazaron al negocio de celulares ubicado del Colegio “Regina Mundi”, una cuadra al oeste, y con la poca descripción de los presuntos ladrones patrullaron la zona, pero no ubicaron a ningún sujeto con esas características.

Solo las paredes le dejaron
Yelba Tablada / JUIGALPA, CHONTALES.-
Sólo las cuatro paredes le dejaron a la señora Blanca Nelly Dumas Ruiz los antisociales que operan a plena luz del día. Los bandidos penetraron a su casa en construcción, situada en el costado sur de la Parroquia San Martín, de Juigalpa. Con ciertas herramientas para la albañilería, llegaron al inmueble de la señora Dumas Ruiz y comenzaron a ejecutar su labor vandálica en presencia de los vecinos del sector.

Los bandidos arrancaron tres puertas de madera, dos ventanas, una verja de hierro y varios pliegos de durpanel. Se llevaron también toda la instalación eléctrica y otro tipo de material que la afectada no detalló. Para alejarse sin problemas, uno de los vándalos le dijo a sus acompañantes: “Aligerémonos, para que le entreguemos el material a la patrona, porque nos está esperando en su casa”. Doña Blanca Nelly fue informada por un vecino de que varios hombres habían llegado a traer unas cosas. Fue en ese momento que se enteró de todo lo sucedido y fue a inventariar sus pertenencias robadas, las cuales valoró en nueve mil córdobas. Con las facturas en mano del material comprado en diferentes ferreterías de la ciudad, se personó a la Estación de Policía de Juigalpa, donde interpuso formal denuncia. Ahora está a la espera de que los uniformados den con el paradero de los rateros.

Unos durmiendo, otros saqueando
Yelba Tablada / JUIGALPA, CHONTALES.-
Amparados en la oscuridad de la noche, elementos desconocidos incursionaron a la casa propiedad de Maritza Álvarez Lumbí, y cargaron con once mil córdobas en mercadería, entre ropa, zapatos, prendas de oro y otros objetos. De acuerdo a la denuncia, los delincuentes llegaron al inmueble ubicado del Mercado Central dos cuadras al norte, y aprovechando el profundo descanso de los moradores, desprendieron una verja de hierro, por donde entraron “al suave”. Los desconocidos, después de registrar hasta el último rincón del inmueble, localizaron la “guaca”: dos bolsos negros cargados de mercadería que estaban debajo de una mesa, y sin problema los revisaron. Según la señora Álvarez Lumbí, en el interior de los bolsos guardaba ropa de vestir nueva, un radio de marca, una cadena de oro, una cocina eléctrica y varios perfumes para hombre y mujer. Los osados delincuentes, tomando algunas medidas de seguridad, abandonaron la escena del robo sin dejar pistas que permitieran a la Policía y a su víctima ubicarlos con facilidad. La desesperada mujer interpuso la denuncia en la Policía de Juigalpa, que obligó a los oficiales del orden público a personarse en el lugar. A pesar de realizar la investigación preliminar, aún no hay sospechosos identificados.

Cuarteto huye con “jugoso” botín
Yelba Tablada / VILLA SANDINO, CHONTALES.- De 55 mil 600 córdobas en dinero en efectivo y dos teléfonos celulares despojaron a Gustavo Adolfo Dávila Duarte, de 22 años, cuatro elementos desconocidos armados de pistolas y machetes, al interceptarlo en la cuesta La Tigra, sobre el tramo de carretera que une la comunidad de Campana con Villa Sandino. Dávila Duarte se movilizaba a bordo de un camión Mitsubishi, blanco, placas M 002-468, propiedad de la Empresa Unidad Nicaragua, que distribuye productos variados en las pulperías de ese puerto de montaña. Los armados se ubicaron al centro de la vía del asfalto y obligaron al conductor a detener la marcha. Bajo amenazas de muerte le exigieron a Gustavo Adolfo y a su ayudante abandonar el vehículo. Los delincuentes los despojaron de dos celulares costosos y luego forzaron la caja fuerte del camión, para sustraer de su interior los 55 mil córdobas en efectivo que habían reunido de la venta de productos.

Con el hermoso botín en su poder, los armados, después de advertir a sus víctimas, se dieron a la fuga con rumbo desconocido, mientras los asustados comerciantes volvieron al vehículo y se trasladaron a Villa Sandino. La denuncia fue interpuesta en la Estación de Policía de la localidad. A la zona fue desplazada una guardia operativa integrada por los miembros del Grupo de Intervención Rápida, que le da persecución al cuarteto de asaltantes.