•  |
  •  |

El tramo de carretera La Concepción-Ticuantepe volvió a ser escenario de un accidente de tránsito que dejó un fallecido y 15 lesionados,  luego de que la llanta trasera de un “intermortal” explotó y el vehículo dio varias volteretas.

El fallecido fue identificado como Justo José López Chávez, de 42 años, quien se dirigía a su centro de trabajo en la central de Tip-Top en carretera a Masaya.

Aparentemente cuando el vehículo dio varias vueltas, se abrió la puerta y él cayó fuera, siendo prensado por el automotor.

El hecho ocurrió ayer a las 7:30 de la mañana, cuando el microbús blanco placa CZ-  7021 de la cooperativa Sapasmapa, bajaba la cuesta de la parada El Coroso en el kilómetro 21 ½ de la Carretera La Concepción- Ticuantepe.

Según algunos de los pasajeros  del “intermortal”,  el conductor, William Antonio Aguilar, de 26 años,  se desplazaba a unos 120 kilómetro por hora, por lo que solicitaron que la Policía mande a agentes con velocímetros para regular a los choferes del transporte público.

Explosión
“Cuando se le explota la llanta, el conductor  perdió el control, hizo zigzag en la carretera y  después de dar varias vueltas se subió a un promontorio de tierra,  donde se detuvo y algunas personas  quedaron  tiradas en el pavimento”, manifestó Hugo Zúniga, uno de los pasajeros.

Después de los hechos,  Aguilar desapareció de la escena y todos pensaron que  había huido, pero fue a entregarse a las autoridades policiales de Ticuantepe, aunque el homicidio imprudente será investigado por el Distrito Cinco de Policía.

Al sitio donde ocurrió el accidente se hizo presente el alcalde de La Concha, Manuel Mercado Navas, quien señaló que advierten sobre el peligro de llevar sobrecargados los microbuses e insisten sobre el estado mecánico de los vehículos, que en este caso no cumplía los requisitos para brindar el servicio, porque  el microbús andaba con las llantas “pelonas”, y venía a exceso de velocidad bajando una cuesta.

“Venían en una máquina de la muerte”, comentó.

El edil  hizo un llamado a las autoridades del Ministerio de Transporte e Infraestructura, MTI,  para controlar el número de personas que viajan en los microbuses, porque verifican cuando la unidad de transporte sale de la terminal, pero en el transcurso del viaje entre La Concepción-Managua,  vienen subiendo pasajeros,  como si fueran buses ordinarios y no interlocales, que se supone no deben hacer paradas en el camino.

Fuera de peligro
Otro que llegó a la escena del accidente fue el vicepresidente de la empresa Cargill Nicaragua,  de la que  Tip Top es parte, y anunció que ellos correrán con los gastos fúnebres de su trabajador,  López Chávez, quien se dirigía a su trabajo a la hora de la desgracia.

Los lesionados fueron atendidos primeramente en el centro de salud de Ticuantepe y luego trasladados al hospital “Roberto Calderón”, donde todos se encuentran fuera de peligro.

Las autoridades del Distrito Cinco de Policía manifestaron que hoy darán a conocer  la causa directa del accidente.