• |
  • |

Al menos 32 mil dólares es la cantidad que le sustrajeron a Ramón Robleto Espinosa de su camioneta Toyota, mientras daba a reparar una de las llantas traseras en una reencauchadora, cerca de Altagracia, en Managua, ayer.

Según la denuncia que Robleto interpuso en la Estación Dos de la Policía Nacional, el mecánico revisaba el automotor, cuando un sujeto de entre 28 y 35 años se acercó y con acento de “tiquillo” sugirió revisar más a fondo el vehículo.

Cuando la víctima entró a la camioneta, el maletín con el dinero había desaparecido al igual que el “buen samaritano”.

El “tiquillo” es moreno, recio, vestía camisa amarilla, pantalón negro y zapatos tenis.

Robleto Espinosa indicó a los agentes de la Policía que el dinero era un préstamo que le había hecho su cuñado, Oswaldo Pérez Grillo, de 54 años, quien le había traído el dinero desde su casa de habitación, en el municipio de Nindirí.

“Después del traspaso del dinero, el denunciante se dirigió a realizar unas diligencias a una casa comercial, donde se da cuenta que una de las llantas de la camioneta está sin aire y procede a buscar una reencauchadora, donde desaparece el dinero”, indica el informe policial del caso.

Chapeo
Un hecho similar ocurrió en una gasolinera ubicada en el sector de Plaza Inter, donde la víctima dejó su vehículo estacionado para realizar una recarga electrónica, y cuando regresó el carro estaba con la alarma activada y las puertas abiertas.

Fueron unos 8 mil 500 córdobas los que según Francisco de Jesús Arguello Aragón se le robaron del auto, pero nadie vio al sujeto que “chapeó” el vehículo rojo.

Arguello Aragón interpuso su formal denuncia en el Distrito Dos de la Policía para que investiguen el robo.