Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

Intenta quitarse la vida
Mercedes Vanegas / MASAYA
Consternados se encuentran familiares de Walter José Sánchez Cuadra, de 26 años, quien en completo estado de ebriedad, la noche de este domingo, intentó quitarse la vida al tomar gramoxone, un veneno que utilizan los agricultores para quemar la maleza.

Sánchez fue llevado de emergencia al Hospital “Humberto Alvarado”, de Masaya, donde los médicos le realizaron un lavado gástrico, y hoy se encuentra recuperándose en Sala de Medicina Mixta.

Hasta el momento, los familiares desconocen las causas que llevaron el joven, habitante de la Comarca Montañita Número 2, del municipio de Masaya, a atentar contra su vida.

Aún su compañera de vida, quien tiene cuatro meses de embarazo y con la que procreó un niño de tres años, no sabe por qué la decisión de Sánchez.

Accidentes por malas maniobras
Ingrid Duarte / GRANADA
En la Avenida “Elena Arellano”, de la ciudad de Granada, don Roberto José Figueroa, de 56 años, resultó con golpes en el cuerpo, al sufrir un accidente de tránsito.

Según el oficial Víctor Mayorga, de la Asociación de Bomberos Voluntarios, el hecho se produjo cuando Figueroa se movilizaba de norte a sur, y al hacer una mala maniobra perdió el control, por lo que sufrió además una posible fractura en el tabique nasal y en la clavícula izquierda.

Fue trasladado al Hospital Amistad Japón-Nicaragua. En el mismo lugar resultó lesionado Orlando Javier Real, de 37 años, quien en estado de ebriedad tropezó y cayó en la acera del antiguo Hospital San Juan de Dios, causándose una herida en el pie derecho.

A unos metros de distancia y por la misma razón le dieron auxilio a Eduardo Blanco, de 55 años, cuando presentaba una herida abierta en el labio superior. “Como iba con sus tragos, dio un mal paso y se cayó”, manifestó el oficial.

Frustran a intruso abusivo
Mercedes Vanegas / MASAYA
Cuando un sujeto desconocido pretendía ingresar a una empresa de vigilancia, éste fue sorprendido por el vigilante de la misma, el cual lo agarró y lo amarró, para luego llamar a su otro compañero de trabajo para que lo ayudara.

Según Jorge Alberto Arca, de 40 años, compañero del vigilante que capturó al sujeto, dijo que su amigo le contó que no sólo era uno el que trató de penetrar el lugar, sino que andaba en compañía de otros dos más.

El sujeto fue identificado como Julio Antonio González Rodríguez, el cual tenía en su poder una tenaza y un machete pequeño. El hecho sucedió en la residencial Ciudad Real Veracruz, del municipio de Nindirí.

Lesionados durante desfile hípico
Ingrid Duarte / GRANADA
Varias personas golpeadas y heridas resultaron del desfile hípico que este fin de semana se realizó en la colonial ciudad de Granada, con motivo de las celebraciones de las fiestas patronales.

En su reporte, los bomberos confirman casi diez traslados al hospital a causa de las patadas de caballos y riñas tumultuarias.

La mayoría de los incidentes se produjeron al final del desfile, en la Calle La Calzada, cuando casi todos los golpeados estaban en estado de ebriedad. Entre los afectados está Francisco Mora Hernández, de 48 años, quien presentaba una herida en la cabeza, en la nariz y golpes en otras partes del cuerpo.

Frente al Hotel Granada atendieron al niño Adrián Tapia, de nueve anos, luego que el caballo que jineteaba lo dejara caer al pavimento. De igual forma, a causa de serios golpes en la mano derecha, propinados por un semoviente, los bomberos socorrieron al policía Fernando Suazo, de 32 anos, quien resguardaba la actividad.

Le roban sus pertenencias
Mercedes Vanegas / MASAYA
En la finca del señor Danilo Antonio Martínez Rodríguez, unos “amigos de lo ajeno” penetraron y robaron varios objetos de su propiedad. La finca era cuidada por el hijo del perjudicado, el cual no se encontraba a la hora del robo. “Cuando yo llegué a la finca observé que se encontraba forzado el candado de la puerta”, manifestó Martínez.

Según el denunciante, los sujetos se le llevaron un celular Nokia y algunos electrodomésticos, entre estos un DVD, un televisor y un equipo de sonido.

En lugar se encontró una barra de hierro con la que supuestamente los asaltantes forzaron el candado de la casa.

La Policía de Masaya investiga lo sucedido para dar con el paradero de los delincuentes.