•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La población estudiantil de un colegio público ubicado en el Barrio Primero de Mayo, en Managua,  llamó a las autoridades del Distrito Siete de Policía, ayer, para informar que dos alumnos aparentemente estaban consumiendo marihuana dentro del centro escolar.

Cuando llegaron los uniformados en la patrulla 290, encontraron a los dos adolescentes reportados, uno de 14 años y el otro de 15. El quinceañero andaba  en la bolsa delantera del pantalón 2.5 gramos de alucinógeno.

De estos estudiantes, únicamente el mayor enfrentará proceso judicial por el delito de posesión y tenencia ilegal de estupefacientes.

“El otro menor fue entregado a sus padres porque no se le encontró nada, el que quedó detenido es el de 15 años y será acusado en los Juzgados correspondientes”, informó el capitán Alex Hernández, vocero de la Séptima Delegación de Policía, quien afirmó que es la primera vez que se les presenta un caso como éste.

“Hemos hecho marchas para sensibilizar a la población y a los padres de familia sobre la importancia de erradicar el consumo de drogas, porque esto no es solo responsabilidad de la Policía Nacional, es un trabajo en conjunto, porque son los adultos quienes inducen a los adolescentes”, manifestó el comisionado Edmundo Vindell, segundo jefe de la Séptima Delegación policial.

El delito de posesión se registró a eso de las once de la mañana, en el turno matutino del citado centro escolar.

Droga en Matagalpa
Por otro lado, Iveth Marisela Sobalvarro Castro, de 24 años, también fue detenida por posesión de droga, porque la Policía le encontró 14 bolsitas con cocaína.

La captura se produjo en Waswalí Arriba, cerca de  la entrada al Sistema Penitenciario, cuando agentes antidrogas notaron que la joven se puso nerviosa al verlos.

Sobalvarro fue trasladada a la unidad policial y será remitida al Ministerio Público para que responda por la posesión de la sustancia alucinógena.

Igualmente, la Policía matagalpina informó que desconocidos dejaron abandonados dos paquetes conteniendo marihuana, uno pesó 472 gramos y el otro  104.

La hierba fue abandonada en el Barrio Pancasán, del poblado Matiguás, donde dos desconocidos vieron que  los vecinos los estaban observando, y salieron corriendo.