•  |
  •  |
  • END

“Que no se venda la Policía en San Rafael del Sur”, clamó entre sollozos, recostada al portón sur del Instituto de Medicina Legal, IML, la señora Ninoska Elizabeth Sánchez, madre de José Marcelino Ramírez, de 18 años, quien murió en el Hospital “Lenín Fonseca” después de tres días de agonía.

El joven ciclista fue atropellado la medianoche del domingo, a la altura del kilómetro 54 de la carretera que conduce al balneario de Masachapa.

Sánchez, quien era instructor de baile, sufrió el fatal accidente cuando regresaba a su casa, luego de dar clases a un grupo de danza, relató su atribulada madre.

Ninoska Sánchez se quejó de la supuesta parcialidad policial, porque el conductor del automóvil fue puesto en libertad, mientras su hijo agonizaba en el hospital capitalino.

La acongojada madre dijo que la Policía puso en libertad al chofer homicida, a pesar que supuestamente manejaba en estado de ebriedad.

La muerte de José Marcelino Ramírez hizo que se cumplieran los pronósticos médicos, quienes al ingresarlo al Hospital “Lenin Fonseca” advirtieron que éste no sobreviviría a las graves lesiones que sufrió, dijo su mamá
El deceso de Ramírez, quien también era futbolista y cursaba el cuarto año de secundaria, se produjo días antes de su cumpleaños, reveló su progenitora.

Se venció el plazo
La jefa de Tránsito en San Rafael del Sur, subcomisionada Elvira Castillo, dijo vía telefónica que el conductor, cuyo nombre se negó a revelar, fue puesto en libertad porque el dictamen médico llegó de manera tardía
“Lo que sucedió es que se nos venció el término de las 48 horas para tener a una persona detenida sin haber sido puesta a la orden del juez, y el dictamen médico legal también llegó tarde”, explicó la subcomisionada Castillo.

La jefa policial también se negó a revelar la causa del accidente, bajo el argumento que eso lo dirá en la resolución que dará a conocer en las próximas horas.

El expediente de este mortal accidente será remitido hoy al Ministerio Público, para que sean las autoridades de la Fiscalía quienes decidan si acusan o no.