María Mercedes Urroz
  •  |
  •  |
  • END

Su pequeño cuerpo no resistió y sucumbió ante los golpes que recibió en un accidente acaecido en su humilde vivienda, la mañana del miércoles. Steve Rizo Castillo, de 16 meses, daba sus primeros pasos cuando un pesado televisor de 21 pulgadas le cayó encima y le quitó su corta vida.

Blanca Rosa Castillo, de 23 años, relata que realizaba los quehaceres mientras observaba que una y otra vez su hijo, el pequeño Steve se caía y se incorporaba por la casa. El bebé cayó de nuevo y al levantarse se agarró del mueble donde estaba el televisor de 21 pulgadas.

El niño sufrió fracturas en todo el cuerpo, por lo que su madre, desesperada, buscó ayuda con los vecinos cercanos y lo trasladaron al Hospital Alemán Nicaragüense. En el centro asistencial lo atendieron, pero luego lo remitieron al Hospital “La Mascota”, donde ayer por la mañana murió.

La madre no permitió que el cadáver del niño fuera traslado al Instituto de Medicina Legal, ya que aceptó que todo se debió a un terrible accidente. En la Sexta Delegación de Policía no hay denuncia.