•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Una estocada en la frente terminó con la existencia de José Ismael Collado Chacón, de 16 años, quien supuestamente fue atacado por Samael Enrique Castillo, alias “Chicalinda”, de 23 años, a quien las autoridades del Distrito II de Policía buscan.

El crimen sucedió en el puente de las Huellas de Acahualinca, el lunes 25 de junio a las 8:00 pm, cuando la víctima y sus dos primos venían de comprar fritanga.

“Dicen que ‘Chicalinda’ lo había amenazado antes, porque le tenía envidia a mi hijo, porque él trabajaba honradamente como pintor en una empresa. Dicen mis sobrinos que cuando pasaron por el puente, ese hombre (Castillo) lo insultó, pero mi hijo no le hizo caso y al regreso lo enfrentó a puñetazos, pero le dio la estocada en la cabeza”, manifestó entre lágrimas Carolina Chacón, de 38 años, madre de la víctima.

Hemorragia craneal

El dictamen del médico legal establece que Collado Chacón fallece en el hospital a causa de hemorragia craneal a la 1:30 de la madruga de ayer, según informó un agente de la Segunda Delegación de Policía.

“Los médicos de turno no me le hicieron caso, porque mi hijo llegó vomitando y creyeron que andaba borracho, pero no, él no andaba ebrio, les insistí que por favor lo atendieran, pero me lo dejaron tirado como animal. Para mí que eso también influyó en su muerte”, se quejó la progenitora.

El Nuevo Diario intentó corroborar dicha versión, pero en el centro hospitalario no respondieron a nuestras llamadas.

Los restos de Collado Chacón fueron velados de la iglesia Santa Ana, en Acahualinca, una cuadra al oeste y tres al norte, y descansarán en el Cementerio General, según informaron los familiares.