•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

A Gerald Joel Rodríguez Duarte, de 30 años de edad, le pagarían 200 córdobas por ganar una carrera ilegal de motos, pero lamentablemente no llegó a la meta ni ganó el dinero, porque murió a unas cuadras de donde inició la competencia.

La vocería del Distrito Uno de la Policía Nacional informó que Rodríguez falleció a las once de la noche del pasado miércoles, luego de impactar contra un poste del tendido eléctrico ubicado en el costado norte de la Asamblea Nacional.

Además, la vocería indicó que la causa del mortal accidente de tránsito fue que Rodríguez conducía a exceso de velocidad, perdió el control y luego impactó de manera frontal con el objeto fijo.

De igual forma detallaron que la motocicleta de la víctima no portaba placa y él tampoco usaba casco, por lo que murió en el acto a causa de un trauma craneoencefálico severo.

El accidente aún está siendo investigado por la Dirección de Tránsito de la Primera Delegación, porque aún no se sabe si el infortunado conducía o no en estado de ebriedad.

En la escena del accidente la Policía no halló a nadie, porque según les dijeron los testigos, los demás corredores de motos al ver que el cuerpo del Rodríguez yacía sin vida en el pavimento, huyeron por temor, dado que corren de manera ilegal.

Según sus familiares, el mecánico salió de su casa a eso de las 7:00 de la noche del miércoles, para ir a cerrar una vulcanizadora que tenía en el barrio El Riguero, pero no regresó, y fue hasta las once de la noche que les informaron del mortal accidente.

El fallecido era el menor de dos hermanos, y deja a un hijo de cinco años en la orfandad, el que procreó con su esposa con quien mantuvo seis años de vida matrimonial.

Los restos mortales de Rodríguez fueron velados en su casa de habitación, ubicada de Casa Pellas, Acahualinca, una cuadra y media abajo, 25 varas al lago, y recibiría cristiana sepultura en el Cementerio Occidental, de la capital.