•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Encuentra mensaje en una botella luego de 97 años

Un mensaje en una botella, descubierto 97 años luego de haber sido enviado, estableció esta semana un nuevo récord mundial en este tipo de “correspondencia”.

La carta, encontrada dentro de un envase de vidrio en las costas de las Islas Shetland, ha conseguido el récord Guinness al estar a la deriva en el mar por casi un siglo.

Andrew Leaper, un pescador escocés, fue quien descubrió la botella al revisar lo que su red había levantado del mar. “Fue como ganarme la lotería”, exageró Leaper. “Cuando estábamos descargando nuestra pesca, me llamó la atención algo brillante. Me acerqué y vi el cuello de una botella, algo normal. Pero nunca imaginé que dentro habría una carta, un mensaje de hace 97 años”.

Según se supo, la botella es parte de un lote de 1,890 envases-carta liberados como parte de un proyecto de investigación científica para mapear las corrientes de los mares alrededor de Escocia. Hasta el momento solo se han encontrado 315 botellas.

“Con tantas aún sin recuperar, siempre existe la oportunidad de que una de ellas, todavía a la deriva, sea encontrada por un barco y una vez más se rompa el récord”, explicaron desde la Secretaría de Medio Ambiente de Escocia.

Andrew Leaper ha donado la botella para el Centro Interpretativo Fetlar, en Shetland, y confesó que seguirá expectante cada vez que recoja las redes de su barco de pesca.

Las peores y menos creíbles excusas de los alumnos

Una declaración de muerte, volcanes en erupción y el comienzo de una guerra civil, son algunas de las increíbles excusas que un profesor británico ha escuchado de sus alumnos a lo largo de sus 14 años de carrera.

John Curry, académico experto en informática en el City of Bath College, confesó que “a pesar de que muchas excusas suenan improbables, si alguien te presenta un certificado de muerte, tienes que aceptarlo”.

El profesor contó, además, que en una oportunidad una alumna dijo haber sido secuestrada, confundida con una espía china y liberada justo antes de la hora límite para entregar la tarea asignada en clase. Y otra estudiante consiguió una extensión porque el Gobierno intentó ingresar a su hogar en busca de su propio cadáver, pues había sido declarada muerta por error.

Con respecto a muertes, una de las excusas con mas variantes es la del estudiante que no pudo hacer su tarea porque estaba de luto por el deceso de su personaje en el famoso juego on line World of Warcraft, y otro pudo convencer al profesor que un fantasma le había impedido realizar el trabajo asignado. “El joven estaba realmente convencido de que un espectro lo atormentaba, entonces decidí darle un tiempo extra para finalizar la tarea”, explicó Curry.

“Generalmente soy más comprensivo cuando un estudiante me dice que simplemente no tuvo tiempo, o se olvidó de hacer su trabajo”, declaró el docente, quien destaca la honestidad de los jóvenes en ese tipo de casos. Sin embargo ya no acepta más excusas relacionadas con mal funcionamiento de computadoras, falta de internet o de electricidad, ya que considera que todos deben hacer una copia de seguridad de sus trabajos y guardarlos en la red para poder acceder, continuar trabajando y terminarlos desde cualquier otra máquina.

70 años “peludo”

Un hombre vietnamita lleva 70 años sin cortarse el pelo. Nguyen Van Chien, habitante de la provincia meridional de Vietnam de Tien Giang, no ha tenido un corte de pelo desde que estaba en la escuela, a los 15 años. Como resultado, su cabello ahora tiene cuatro metros de largo y un peso de dos kilogramos.

Desde niño, a Nguyen Van Chien (hoy de 85 años) le gustaba tener el pelo largo y evitaba pasar por la peluquería. Un día en la escuela sus profesores le aconsejaron que se cortara el cabello. Él tomó su consejo, pero tan pronto como realizó el corte, comenzó a experimentar un dolor extraño que ni siquiera los analgésicos podrían hacer desaparecer. Nunca antes el hombre había tenido problemas de salud, ni siquiera una gripe común, por lo que decidió dejarse crecer el pelo, y nunca cortarlo de nuevo.

Hoy, a los 85 años de edad, Nguyen Van Chien tiene una salud envidiable, y es capaz de leer y cruzar un trozo de hilo a través de una aguja sin necesidad de utilizar anteojos. También es capaz de realizar tareas extenuantes, como cortar leña y trabajar en su huerto. El secreto de su bienestar se atribuye a veces al pelo largo, mientras otros dicen que es por su dieta vegetariana. Sea lo que sea, este hombre está haciendo algo bien.