Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

Culpable de horrendo parricidio por herencia
Yelba Tablada / JUIGALPA, CHONTALES
Un veredicto de culpabilidad fue emitido por los miembros de un tribunal de jurados, en contra de José Miranda Duarte, de 30 años, por ser el autor del parricidio en perjuicio de su propio padre, que en vida se llamara José Genaro Miranda, de 63 años. El hecho ocurrió el 16 de julio del año en curso, en la comunidad de San Vicente, jurisdicción de Santo Tomás, cuando el desnaturalizado hijo llegó en estado de ebriedad y entabló una discusión con el autor de sus días, a quien presionaba para que le heredara el inmueble donde vivía el sexagenario.

La discusión pasó más allá, al momento en que el mal hijo tomó un filoso machete y le asestó a su padre varios filazos que le segaron la vida al instante, luego se dio a la fuga y siguió ingiriendo licor en una comunidad cercana a la escena del crimen. Tras el hallazgo del cadáver, los agentes de Auxilio Judicial de Santo Tomás realizaron las investigaciones hasta determinar que el principal sospechoso era José Miranda Duarte, a quien arrestaron dos días después del hecho. Durante el proceso de interrogación, el detenido admitió que él había asesinado a su padre y entregó el machete que utilizó para consumar el crimen. Al oficializarse el veredicto de culpabilidad, la licenciada Rosa Inés Osorio, juez de Distrito de Juicio, le aplicó una pena de 15 años de cárcel, condena que deberá cumplir en el Sistema Penitenciario de Chontales.

Asaltados en la vía pública
Yelba Tablada / VILLA SANDINO, CHONTALES
Dos elementos desconocidos, armados con un revólver y encapuchados, interceptaron el camión Isuzu, blanco, placas CT 1122, conducido por Noel Plata, de 53 años, a quien despojaron de dinero en efectivo y medios de comunicación. El atraco se registró en la comunidad La Angostura número 2, situada en el sector de Pueblo Nuevo, en el municipio de Villa Sandino, cuando los dos encapuchados salieron de una burra de monte y se ubicaron al centro de la vía para obligar al conductor a estacionar el vehículo. Acto seguido los forajidos le ordenaron a Plata y su ayudante, Santiago López, bajar del camión manos arriba, y una vez neutralizados les ordenaron entregar todo el dinero y las prendas de valor que portaban. Don Noel Plata, sin otra alternativa, entregó a los delincuentes tres mil córdobas en efectivo y un celular Motorola V3, valorado en mil 800 córdobas. Al ayudante le quitaron su billetera y documentos personales. Los antisociales, con el modesto botín en su poder, se dieron a la fuga realizando varios disparos de advertencia. El conductor del camión, al cerciorarse bien de que los asaltantes se habían alejado, encendió el vehículo y se trasladó a la Estación de Policía de Villa Sandino, donde interpuso formal denuncia, pero hasta este fin de semana las investigaciones continuaban sin resultados positivos.