Lizbeth García
  •  |
  •  |
  • END

No hubo ningún disparo en cara de policía
El juicio que se le seguía a un menor de edad en el Juzgado Primero de Adolescentes por supuestamente incurrir en homicidio frustrado al disparar en la cara de la inspectora del Distrito Cuatro de Policía, Lineth Indiana Ibarra Mendoza, de 32 años, fue archivado porque la defensa logró demostrar que no hubo tal agresión y que lo que la agente tenía en su rostro eran las huellas de una anterior operación quirúrgica, confirmó una fuente judicial. Los hechos acusados ocurrieron el 14 de junio en la Colonia “Cristhian Pérez”, cuando el menor supuestamente, junto a Carlos Javier Pérez Guido, de 27 años, y Jairo Antonio Romero Sánchez, de 24, huía tras haber intentado despojar a Ileana Loáisiga de su teléfono celular, valorado en cien dólares.

Segunda “torta” para abogado sentenciado
Pese a que se encuentra cumpliendo sentencia de cuatro años de prisión en el Sistema Penitenciario Nacional, el abogado Marvin Enrique Jiménez enfrentará este 31 de octubre otro juicio por estelionato. Según el intercambio de información y pruebas que el fiscal Enrique Sándigo presentó este miércoles en el Juzgado Octavo Penal de Audiencias, el 18 de octubre de 2005, Teodoro Andrés Torres le vendió por 2,000 dólares un terreno en el barrio Memorial Sandino a María Castillo Chávez, pero el 31 de octubre de 2005, a sabiendas de que ya lo había vendido, le vendió otra vez la misma tierra a María Auxiliadora Quiñónez, esta vez por 4,000 mil dólares. El abogado fue acusado porque supuestamente faltó a la verdad al hacer la falsa escritura pública número 383 de compra, venta y traspaso de la propiedad, documento que según constancia de la Corte Suprema de Justicia, el profesional del derecho no reportó en su protocolo porque sabía que era falso. La juez Karla García le decretó al abogado el arresto domiciliar, pero como éste está en “La Modelo·”, lo cumplirá ahí.

Se metió a robar “en la boca del lobo”
En “la boca del lobo” se metió Germán Ramón Vásquez, porque supuestamente entró a robar a la casa de la agente policial Sandra Marcela Espinoza, en Lomas de Guadalupe, y fue capturado cargando dentro de su camiseta un DVD y un bolso con los controles de los aparatos propiedad de la uniformada, los que ya estaban listo para su traslado en una carretilla. Ayer, la acusada denunció que dos hombres a bordo de un carretón de caballo la han amenazado de muerte en su propia casa, por estar impulsando el juicio, por lo que solicitó a la juez Cuarto Penal de Audiencias que le reconfirmara la prisión al sospechoso, petición que tuvo acogida en la judicial, que programó juicio para el 30 de septiembre a las dos de la tarde. Al momento del atraco había dos menores en la casa. Además, un vecino que acudió al llamado de auxilio aparentemente fue amenazado de muerte con un cuchillo por el acusado, elementos que la juez tomó en cuenta al momento de reconfirmar la prisión y desechar un incidente por incompetencia de jurisdicción en razón de la pena del delito, que para la Defensoría Pública no es robo con violencia sino robo frustrado.