•   León, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Tras ocho días del asesinato del comerciante y empresario leonés, Lenin Moisés Velásquez Bermúdez, quien tenía 43 años, los familiares y amigos de la víctima solicitaron este jueves a las autoridades del Ministerio Público la condena máxima para los supuestos autores del crimen.

La acusación en contra del asesino confeso, Wilman Wilfredo Sevilla Fonseca, de 19 años, y de su colaboradora, Maykeline Gabriela Mendoza Gillet, de 20, fue presentada en horas de la tarde de ayer.

Pero a las instalaciones de la delegación policial llegó Dixon Lacayo, de 27 años, sobrino político del comerciante asesinado, para retirar el álbum de fotos de la víctima, el que fue suministrado para el proceso investigativo.

“Estamos cumpliendo una semana después de los hechos perturbadores, por el asesinato de nuestro familiar, pero estamos satisfechos por el esclarecimiento (del crimen), y vamos a solicitar a las autoridades que se cumpla con la pena máxima. Se acabó con la vida de Lenin (Moisés) de una forma brutal, que no se le desea a ningún ser humano”, afirmó Lacayo.

En tanto, Margaret Arriaza Velásquez, de 23 años, sobrina e hija de crianza del infortunado, destacó que el asesino debe recibir todo el peso de la ley, porque acabó con la vida de una gran persona.

“Era muy bueno, era como mi padre, porque ayudó a criarme, quizá tenía diferentes gustos o preferencia sexual como cualquiera, pero no por eso dejaba de ser un ser humano”, detalló.

Agregó que esperan que el proceso judicial inicie y que se haga justicia. “Que el asesino sea condenado por muchos años, porque cometió un asesinato atroz, con bastante odio, observamos que mi tío (Lenin Moisés) fue atacado violentamente, no eran 5 estocadas sino 20 las que le privaron la vida, las autoridades todavía deberían seguir investigando. No hay indicios de forcejeo ni de que la víctima buscó cómo defenderse”, comentó Arriaza.

El autor del crimen confesó que con el consentimiento de la víctima ingresó a su casa, donde sostuvieron relaciones homosexuales y discutieron, porque supuestamente Velásquez Bermúdez lo tomó por detrás y quiso violarlo.

Pero los dolientes rechazaron esa versión. Según Lacayo, es una forma de defenderse y tratar de evadir su responsabilidad. “Trata de hacerse la víctima para disminuir la pena que se le podría imponer por el crimen”, acotó.

Por su parte, Margaret Arriaza Velásquez calificó las declaraciones del asesino como una gran mentira, “lo que quería era robarle y luego lo mató, esa es la única verdad”.

Crímenes sin esclarecer

Marcelo Martínez, coordinador del Colectivo de la Diversidad Sexual de León, expresó que están satisfechos con el esclarecimiento del asesinato del comerciante leonés, sin embargo, le preocupa que haya dos asesinatos ocurridos en circunstancias similares que no han sido resueltos.

Entre los crímenes no esclarecidos están el de Erick Martínez, asesinado a garrotazos y a pedradas a inicios del presente año, en el reparto “Salomón de la Selva”; y el de Manuel de Jesús Salgado Reyes, ultimado de nueve estocadas. Ambos eran homosexuales.

“Estos hechos no deben quedar impunes, es necesario que las autoridades esclarezcan estos hechos de sangre reprochables ocurridos en nuestra sociedad, y que los criminales sean condenados”, denunció el representante de la diversidad sexual.

Al respecto, el señor Armando Salgado Martínez, progenitor de Manuel de Jesús, solicitó a la Dirección de Investigación y Criminalística de la Policía, que reabra el expediente de su hijo. “Él o los asesinos de mi hijo aún se encuentran libres, sin castigo, y en la impunidad”, expresó.

Marcha contra el odio

Destacó Salgado que el asesinato de su hijo ocurrió el 26 de noviembre de 2010. “Murió en las mismas circunstancias que Lenin (Moisés), recibió nueve puñaladas y los sospechosos fueron dejados en libertad. Mi hijo dejó un cuaderno con nombres de muchas personas, todos del sexo masculino, y espero que las autoridades policiales retomen el caso”, afirmó.

El Colectivo de la Diversidad Sexual de León impulsa una marcha masiva en contra de la violencia y de los crímenes de odio ocurridos en la Ciudad Universitaria, será el 30 de octubre a las 9:00 de la mañana, saldrá del parque San Juan y culminará en las instalaciones de la delegación policial.

La marcha contará con la participación de organizaciones gay, lésbicas y heterosexuales, de organizaciones de derechos humanos, sociedad civil y de miembros de la diversidad sexual de Managua, Chinandega, Estelí y León.