•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La madre de una niña de 10 años denunció ante la Comisión Permanente de Derechos Humanos, CPDH, que un mayor del Ejército de Nicaragua abusó sexualmente de su hija, cuando esta tenía siete años y que la Policía está actuando negligentemente en este caso, lo que fue negado por el jefe de la Policía del Distrito Tres, comisionado mayor Emilio Rodríguez.

El Nuevo Diario se comunicó telefónicamente con el mayor denunciado, pero no fue posible obtener su versión. También nos comunicamos con el teniente coronel Orlando Palacios, jefe de Relaciones Públicas del Ejército, para conocer si esta institución ha tomado alguna medida contra el militar, porque la denunciante asegura que este la ha amenazado de muerte.

“Conocimos el caso a través de los medios de comunicación y le estamos dando seguimiento”, se limitó a decir Palacios.

La denunciante señaló que el supuesto abusador sexual es padrastro de su exesposo, por lo que así fue que el señalado tuvo contacto con la niña.

“A mi niña, el viernes 9 de noviembre, a las 8 de la noche, le dio un ataque de nervios y ella confesó que este hombre abusaba de ella en uno de los cuartos de la casa. Ella se puso histérica, comenzó a gritar, a llorar y a decir que nosotros nunca la protegíamos cuando le hacía estas cosas. Ella empezó a relatar los hechos y luego entró en shock”, detalló.

Ella asegura que interpuso la denuncia contra el militar el pasado 9 de noviembre en la Comisaría de la Mujer, Niñez y Adolescencia del Distrito Tres de Policía, pero hasta la fecha las autoridades no han remitido el expediente al Ministerio Público, MP, a pesar que cuenta con los resultados de exámenes médico forenses que, según ella, confirman que la infante fue abusada sexualmente.

Policía niega negligencia

Por otro lado, el comisionado mayor Rodríguez afirmó que enviarán el expediente al MP, lo que no habían hecho porque estaban concluyendo algunas diligencias procesales, y aclaró que la Policía no pretende encubrir a ninguna persona.

Pablo Cuevas, abogado de la CPDH, aseveró que informaron del caso a la jefatura del Ejército y reconoció que los superiores del mayor lo restringieron en sus funciones mientras se resuelve su situación legal.