• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

En quince minutos las llamas consumieron enseres domésticos y hasta el aguinaldo que acababa de recibir Douglas Rojas Monge, quien trabaja en la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillado.

“El aguinaldo de mi marido que era de C$30,000 estaba guardado en el ropero junto a otro dinero que teníamos recogido y todo se quemó, porque el incendio comenzó en nuestro cuarto”, dijo llorando Iveth García Martínez.

El incendio se dio a eso de las 10:30 am de ayer en el barrio San Sebastián. Los electrodomésticos quedaron derretidos.

Afortunadamente el hijo menor de cinco años del matrimonio Rojas-García logró salir del cuarto, cuando observó las llamas.

“Yo estaba lavando en el patio, cuando vi la humalera, corrí desesperada a buscar a mi hijo y cuando lo encontré salimos a la calle. Con ayuda de los vecinos se logró apagar el fuego, pero no logramos salvar nada”, manifestó García, mientras era consolada por sus vecinas.

La causa

“Cinco unidades de la Dirección General de Bomberos llegaron a sofocar el incendio, pero los vecinos ya lo habían controlado, todavía estamos investigando qué fue lo que provocó el siniestro, al parecer fue un cortocircuito, porque la casa no tenía las conexiones adecuadas en el sistema eléctrico”, dijo el comandante Iván Tijerino.

Dos agentes de bomberos sufrieron lesiones leves debido a que les cayó una parte del techo de la casa.

Unos diez agentes de la Dirección de Operaciones Especiales, DOEP, de la Policía Nacional, acordonaron la vivienda para evitar robos y que personas resultaran lesionadas.