•   León, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Máximo Sabino Rayo García, de 38 años, quedó preso desde el jueves por decisión del titular del Juzgado de Distrito Especializado de Violencia, por convivir maritalmente con una menor de 13 años que está en su sexto mes de embarazo.

Tras su detención, Rayo García, admitió en la delegación policial de Guadalupe que convivía maritalmente con la menor desde hace dos años atrás.

El juez Harold Javier Leal Elías programó la audiencia inicial para el próximo 14 de febrero. El delito que le achacan a Rayo es violación a una menor de edad.

Tanto el procesado como la víctima habitaban en una humilde vivienda en un sector periférico del municipio de León, con el consentimiento de la madre de la menor, quien tiene 48 años y dio su nombre y hasta permitió que la fotografiaran, pero por la menor omitimos sus datos.

“Normal”

Según la dama, la relación que sostenía su hija con Rayo para ellos era normal. “¿Qué voy a hacer cuando nazca ese muchachito, quién lo va a mantener y qué va a pasar con mi hija después del embarazo? No quiero que agarre un mal camino, es mejor que viva con su marido”, comentó la progenitora.

Asimismo, agregó que ella conoció de la relación luego que su hija le confirmó que se encontraba embarazada.

“Acepté la relación de mi hija con Rayo, porque la niña amenazó con suicidarse (si no la dejábamos), me dio miedo quitársela a él y que agarrara un mal camino, porque mi otra niña también se me arruinó y a consecuencia de eso mi marido me amenaza”, insistió.

De acuerdo a las autoridades policiales, la madre de la adolescente está siendo investigada por consentir que su hija de 13 años conviviera con un adulto.

La menor no tiene complicaciones en su embarazo, pero fue internada en el Hospital Escuela “Oscar Danilo Rosales Argüello”, Heodra, de León, porque tenía una infección renal, pero después de tres días le dieron de alta.