•   Matagalpa, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La Policía Nacional confirmó este jueves que el supuesto autor del homicidio de Diógenes José Gutiérrez Bello, es un policía que estaba de pase y que disparó porque aparentemente la víctima lo asaltó en un bar.

El cuerpo presentaba tres impactos de bala, uno en la mandíbula derecha, otro en la pierna izquierda y el tercero en el pecho.

La desgracia ocurrió la tarde del miércoles, en las cercanías de los semáforos de la salida a San Ramón, en el barrio Guanuca, después que el uniformado retirara su bono.

La víctima aparentemente andaba en estado de ebriedad al momento de su deceso. Yanira Dolores Ruiz Pastrán confirmó que su primo Diógenes tenía varios días de andar tomando licor, porque siempre “que agarraba la bebedera era de quince días o un mes”.

Las primeras investigaciones realizadas por la Policía, revelan que Juan Soza Ochoa, de 37 años, oficial de vigilancia y patrullaje en el municipio de Waslala, andaba de pase, retirando su bono, pero al regresar decidió tomarse unos tragos, por lo que entró al bar El Kiosco.

A ese lugar también llegó Diógenes, y sin saber que el otro era policía, le arrebató la gorra y un celular y salió corriendo, por lo que Soza lo persiguió y le pidió le entregara sus cosas, pero el perseguido no le hizo caso, por lo que le disparó en la pierna izquierda.

Tenía antecedentes por robos y hurto

En ese momento Gutiérrez se le fue encima al policía, y este le hizo dos disparos más. Ahora será procesado por el delito que cometió. El caso ya está en manos del Ministerio Público.

Algunas personas manifestaron, bajo condición de anonimato, que Gutiérrez se dedicaba a robar en la zona del Mercado Norte, específicamente a personas en estado de ebriedad, lo que fue confirmado con su hoja de antecedentes policiales, la que da cuenta que la víctima, quien tenía 34 años, fue detenido en agosto de 1997 y procesado por robo con intimidación, también en abril de 2011 por robo con violencia, y en enero del 2012 fue arrestado por hurto agravado frustrado, pero salió libre por mediación.

 

Homicidio en El Llano del Boquerón

La Policía está trabajando para identificar y atrapar al asesino de Héctor Agustín Urrutia, quien tenía 30 años y fue encontrado muerto en el camino principal de la comunidad El llano del Boquerón, 200 varas al este del municipio San Isidro.
La víctima desapareció el 11 de marzo y fue encontrado muerto el 13, en la madrugada,  a consecuencia de cuatro impactos de bala en el pecho y uno en el costado izquierdo.
Las investigaciones revelaron que hace días  la víctima peleó con un sujeto que fue apabullado a golpes por Urrutia, a quien prometió matar.