•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Sin esclarecerse homicidio en gallera

A eso de las 5:30 p.m. del domingo en el municipio de El Cuá, a 90 kilómetros de la ciudad de Jinotega, perdió la vida a tiros el productor René Rivera Gutiérrez, de 72 años de edad, supuestamente por mano de Luis Armando Rugama, quien fue vicealcalde por el Partido Liberal Constitucionalista del municipio en el periodo 2009- 2012. La Policía no esclarecía ayer el móvil del crimen, aunque esperaban que el sospechoso se entregara.

La comisionada Marcia Méndez, segunda jefa de la Policía en Jinotega, dijo que la víctima recibió cinco impactos de bala de una pistola 9 milímetros, a las afueras de una gallera en El Genízaro.

Méndez refirió que los testigos relataron que la víctima estaba presenciando la pelea de gallos, Rugama se presentó al lugar, andaba ingiriendo licor desde tempranas horas, ya había tenido una discusión con otra persona en otro lugar, luego llamó al infortunado para afuera de la gallera, allí entablaron una discusión y posteriormente se escucharon los disparos. Ariadna Ruiz / Jinotega

Taxi choca contra poste

La madrugada de este martes, el cadete Roberto Román Sánchez, de 26 años, conocido como “El Pelón”, conduciendo en estado de ebriedad, impactó el taxi Hyundai, plomo, contra un poste del alumbrado público y cayó en una hondonada de unos siete metros de profundidad.

El accidente ocurrió en la Carretera Panamericana Sur. La unidad de taxi, que quedó destruida, era propiedad de Fátima del Socorro Cortes, quien explicó que ella le alquilaba a Sánchez el vehículo por 200 córdobas.

Román Sánchez se encuentra detenido por los daños que causó, en tanto los oficiales de tránsito de la Policía de Carazo confirmaron que la causa del accidente fue por exceso de velocidad y conducir en estado de ebriedad. Tania Goussen / Carazo

“Se sala” golpeando a su madre

A la sala de emergencias del Hospital “Jacinto Hernández” de Nueva Guinea ingresó con el tabique nasal fracturado, Petrona Cabrera, luego que su hijo Walter José Coronado Cabrera le pegara a ella y a su hija con una escoba, “solo porque no le quiso dar 200 córdobas que le tenía guardados y que él quería para seguir tomando licor”.

“Como madre me siento afectada y pido a las autoridades que lo capturen y me lo tengan por lo menos un año detenido, tal vez recapacita en todo el daño que me ha hecho”, apuntó.

El inspector de Policía Jefferson Castillo dijo que están buscando al señalado para capturarlo por violencia doméstica. Janeth Oporta Vásquez / Nueva Guinea