•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

No tenía nada que ver en conflictos de pandillas, es lo que aseguran los familiares y amigos de José Luis Hernández, quien pereció a los 23 años, producto de dos disparos la noche del sábado, cuando dos pandillas rivales se enfrentaban en el barrio Grenada.

El cuerpo de Hernández quedó a pocas cuadras de su casa, ubicada en el barrio Grenada, en Managua.

Los disparos de arma hechiza perforaron la parte baja del abdomen y la caja torácica de Hernández, lo que provocó su muerte, según el informe preliminar dado a conocer por las autoridades del Distrito Cinco de Policía.

De acuerdo con la versión de un testigo y amigo del fallecido, quien no quiso brindar su nombre, ellos andaban en una pulpería del barrio, cuando se percataron de que dos pandillas se estaban enfrentando utilizando piedras y armas hechizas.

“Tomó el camino del Señor”

“Fue de pronto que salieron esos majes, yo le dije a Luis: ‘Loco, metámonos a esa casa’, pero cuando logré entrar, el maje se desvaneció, ya estaba herido, lo llevamos al Hospital (‘Manolo Morales’), pero ya llegó muerto”, explicó.

Los parientes de Hernández aseguran que era un joven trabajador, que se desempeñaba como ayudante de albañilería y no se metía con nadie, porque había tomado el camino del Señor.

Sin embargo, vecinos del barrio Grenada que prefirieron el anonimato, dijeron que la víctima era enemigo del autor de los disparos, y que pertenecía a la pandilla de los “K-69”.

Por su parte, las autoridades policiales de la Quinta Delegación no confirmaron ni negaron dicha versión, limitándose a informar que por el crimen se encuentra detenido Miguel Ángel Delgado, de 20 años, quien es miembro del grupo “Los Tóxicos”.

Nuevo crimen en Tipitapa

Aunque no ha transcurrido ni un mes desde el último crimen que conmovió a Tipitapa (el del niño que fue estrangulado), este fin de semana se registró un nuevo homicidio. La víctima fue Hernán Alberto Rugama, quien tenía 55 años, quien murió de edad y murió a tiros tras una discusión con un vecino.

El supuesto autor del delito es Pedro Bermúdez, de 50 años, quien es buscado por la Policía. Según las fuerzas del orden, el homicidio ocurrió en la comarca San Agustín, de Tipitapa.