• Tola, Rivas |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Delincuentes que se hacían pasar como agentes de la Policía Nacional, se presentaron a una casa del municipio de Tola, para simular un allanamiento mediante el cual lograron sustraer C$150,000 y 14 prendas de oro.

El hecho, tipificado como robo con intimidación, ocurrió a las 9:30 de la noche del último lunes en la comunidad “Sánchez 2”, y la Policía ya tiene a dos jóvenes detenidos.

Las víctimas son Manuel Zeledón Palma y su esposa de apellidos Calderón Rodríguez, quienes declararon que el grupo llegó a su casa cuando ellos ya estaban con las puertas cerradas.

“Tumbaron una puerta para ingresar, diciendo que eran policías antinarcóticos y que andaban realizando un allanamiento”, expresó Zeledón.

Armados hasta los dientes

Agregó que de los cinco sujetos que llegaron, dos ingresaron hasta la casa vestidos como policías y con los rostros cubiertos con pasamontañas, además portaban un fusil AK y una pistola nueve milímetros.

Creyendo que en realidad era un allanamiento, la pareja se resignó a que les “rebatieran” la casa, pero cuando los delincuentes encontraron el dinero y las joyas, terminó “el cateo”.

Además de las joyas y los C$150 mil, Calderón Rodríguez dijo que los delincuentes se llevaron el dinero de su pulpería, y C$1,000 que usaría para celebrar el Día del Niño en el colegio de dicha comunidad.

Con el botín en mano, los falsos policías se retiraron, llevándose supuestamente retenido a Zeledón. Le ordenaron a Calderón que se quedara cuidando la casa y a sus dos niños menores de edad. No habían recorrido ni 300 metros, cuando amarraron a Zeledón a un árbol, y huyeron.