•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

“Discúlpeme por lo que hice, pero estoy bien, no se preocupe”, le dijo vía telefónica Odalys Avendaño Guerrero, de 14 años, a su madre, Maritza Guerrero, quien con los nervios “a flor de piel” llegó al Distrito III de Policía, a denunciar la desaparición de la menor.

Según la denuncia de Guerrero, la adolescente salió al patio de su casa en el barrio Hialeah, a hacer sus necesidades fisiológicas el domingo 2 de junio a la medianoche, “pero como observé que nunca regresó, fui a buscarla, y no apareció”.

“Me informaron que (el novio) se la quiere llevar fuera de Managua, no sé para dónde, por eso vengo a pedir el apoyo de la Policía, porque me dijeron que ella (la adolescente) sale a las 5:00 am (de la casa del chavalo) y regresa hasta la medianoche”, señaló Guerrero visiblemente desesperada.

“No sé por qué me hizo esto, es hija única y nunca le faltó nada en la casa”, agregó Guerrero, quien pidió a sus vecinos que por favor colaboren con la Policía para recuperar a su hija.

Mercadero

La progenitora dijo a los investigadores que ella y su hija conocieron a José David Moreno, de 19 años --quien se convertiría en el novio de la menor--, en el Mercado Oriental, porque tiene un tramo donde vende juguetes de segunda, incluso a ella le pidió permiso para visitar a su hija, pero se lo negó, aduciendo que Odalys Avendaño todavía es una niña.

“No sé si se fue con él, yo encontré su casa --que por cierto es humilde, construida de zinc y plástico--, y mi hija no se ha criado en esas condiciones, por lo que pido a quien tenga información sobre su paradero, hacerla llegar al Distrito III de Policía”, concluyó Guerrero.