• Estelí, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Organismos que defienden los derechos humanos han recibido una serie de denuncias contra el jefe del Sistema Penitenciario de Estelí, alcaide Carlos Manuel Muñoz Basilio, por supuestamente negarse a cumplir varias resoluciones y órdenes de libertad emitidas a favor de reos que ya cumplieron sus condenas.

Para conocer la versión del funcionario aludido, tratamos de visitar en dos ocasiones su oficina, pero no nos permitieron el ingreso al Sistema Penitenciario, bajo el argumento de que el alcaide no estaba y ya no regresaría.

Uno de los casos denunciados es el del joven Germán Gustavo Castro Cruz, quien ya cumplió la sentencia que le impusieron por el delito de violación, que cometió en el departamento de Nueva Segovia.

Las autoridades judiciales emitieron una orden de libertad a favor de Castro, pero hasta ahora los funcionarios del Sistema Penitenciario de Estelí no la han cumplido.

La señora Natalia Cruz dijo que el alcaide Muñoz aduce que tiene que hacer una serie de comprobaciones y que se tomará el tiempo que sea necesario.

Detalló que aunque llevó su denuncia hasta la Corte Suprema de Justicia, el funcionario insiste en no cumplir la resolución judicial.

Segunda denuncia

El coordinador nacional de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos, Anpdh, Roberto Petray, señaló que a solicitud de los parientes del reo introdujeron un recurso de amparo ante los magistrados del Tribunal de Apelaciones de Estelí, TAE, quienes ya nombraron a un juez ejecutor, pero no tienen esperanzas.

Recordó que las sentencias judiciales son de inmediato e ineludible cumplimiento.

Petray señaló que durante las últimas semanas han recibido cinco denuncias por incumplimiento de sentencias y otras resoluciones judiciales.

También la joven Arlen Antonia Arriaza se presentó a las oficinas del Cenidh de Estelí, para denunciar que hay una orden de libertad a favor de Pilar del Rosario Garmendia, la que no se ha cumplido.

Garmendia, de 51 años, fue condenada a 18 meses de cárcel por el delito de tenencia de estupefacientes, pena que ya cumplió. La orden de libertad fue emitida desde el 26 de junio, pero sigue presa.

"Son 125 casos (de incumplimiento de sentencias judiciales) los que hemos registrado en lo que va del año, y eso sí que es lamentable".

Roberto Petray

Coordinador de la Anpdh