Francisco Mendoza S.
  •  |
  •  |
  • END

PAIWAS, RAAS

Por enamorar a una mujer ajena perdió la vida a machetazos el ciudadano Holman Martín Solano, de 18 años, quien pagó caro la ofensa que le hizo a su hermano de crianza, Francisco Esteban Hernández, de 22 años, confirmaron las autoridades policiales.

El hecho sangriento se registró a las seis de la tarde del viernes, en la finca del productor Holman Huete, ubicada en la comarca Bilampí, municipio de Paiwas, Región Autónoma del Atlántico Sur, cuando Hernández le reclamó a su hermano de crianza porque le andaba enamorando a su mujer de nombre Tomasa Martínez Solano.

Este reclamó provocó una fuerte discusión entre los hermanos, la que terminó hasta que Hernández agarró un machete y descargó varios filazos en contra de Solano, quien no tuvo tiempo de defenderse porque fue agredido por la espalda.

El joven recibió dos machetazos en la nunca, uno en el brazo izquierdo y otro en el hombro, heridas que le quitaron la vida a los pocos minutos, mientras el homicida se daba a la fuga.

Una patrulla se movilizó hasta el lugar del crimen para realizar las investigaciones correspondientes y tratar de dar con el paradero de Francisco Esteban Hernández, para que el delito no quede en la impunidad, pero hasta el momento no han capturado al sospechoso.


Aves de rapiña devoraron cadáver
Otro que perdió la vida, pero por intoxicación alcohólica, es el ciudadano Efraín Centeno. Su cadáver fue encontrado en horas de la mañana en la comarca de Yaule, municipio de Matagalpa, según dio a conocer la oficina de Relaciones Públicas de la Policía Nacional.

La Policía aseguró que el cuerpo de Centeno estaba siendo devorado por las aves de rapiña porque estaba en avanzado estado de descomposición, por lo que fue enterrado en el mismo lugar del hallazgo, en la propiedad del ciudadano Carlos Rivas.

Rafael Centeno aseguró que su hermano tenía tres días de haber desaparecido de la casa, porque era un tomador empedernido, prueba de ello es que cuando la Policía encontró el cuerpo, tenía una media de guaro a la par.

Las autoridades aseguraron que hasta el momento se presume que Centeno murió por intoxicación alcohólica, porque no hay ningún tipo de denuncia por parte de sus familiares que indique que haya habido mano criminal en el deceso.