•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Para que responda por la aparente autoría de los delitos de tenencia de estupefacientes, lesiones gravísimas en perjuicio de un policía, y obstrucción de funciones a la autoridad, fue puesto a la orden de las autoridades judiciales, el joven Olvis Cruz Lazo, de 21 años.

Cruz habría incurrido en tales delitos durante un allanamiento que hubo como parte de los planes Impacto y Coraza Popular, en los que fuerzas de la Dirección Antidrogas de la Policía esteliana le incautaron, 152.2 gramos de droga.

Cuando Cruz iba a ser arrestado, varios elementos agredieron al oficial de Policía, Santos Bayardo Vallecillo, a quien le fracturaron la clavícula derecha y le lesionaron la cara.

Después del incidente, los uniformados capturaron a dos hermanos de apellidos Herrera Aráuz, de 24 y 21 años, respectivamente; no obstante, después de las investigaciones se determinó que nada tuvieron que ver en el caso.

Mientras que en otro allanamiento también ejecutado en Estelí, los uniformados le hallaron 43.1 gramos de marihuana a Jeffry Eduardo Calderón Olivas, quien se encontraba cerca de una escuela de primaria, donde aparentemente intentaba ofrecer al estudiantado, la droga.

El comisionado Eddy Peralta Ramírez, jefe de la Dirección de Auxilio Judicial de la Policía esteliana, dijo que todos estos operativos están encaminados a prevenir la narcoactividad e incrementar los niveles de seguridad de “El Diamante de Las Segovias”.

Amenazan con demanda

Es de señalar que durante los últimos días la Policía ha incrementado los allanamientos en determinados inmuebles, y algunas veces no han encontrado droga, por lo que sus moradores han señalado que se reservan el derecho de accionar contra la institución, por la vía judicial.

Sobre el particular el comisionado Peralta señaló que toda acción que ejecutan “es porque hay un antecedente grave y porque damos seguimiento a los elementos que se ven involucrados en los mismos”.

No obstante, reconoció que existe gente hábil que cuando observan a las fuerzas policiales, lanzan las drogas a las redes del alcantarillado sanitario, en los baños o en viejos retretes. “Ellos son elementos que han andado varios años en ese mundo y cuentan con determinada experiencia, por lo que se descargan”, acotó.

De igual forma indicó que tales operativos están encaminados a esclarecer robos en todas sus modalidades, y ya han esclarecido tres casos, porque los ladrones suelen cambiar artículos robados por drogas.

 

"Los operativos antidrogas serán sorpresivos, simultáneos y en diferentes tiempos y lugares, de acuerdo al movimiento de los tipos que se dedican a tales actividades ilícitas".

Comisionado

Eddy Peralta

Jefe de la DAJ-Estelí