•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Aunque negó y negó hasta la saciedad que le diera maltrato a su esposa de 33 años, un esteliano guarda prisión en las celdas preventivas de la Policía, luego de ser denunciado por sus hijos de apalear y amarrar dentro del dormitorio a su cónyuge.

Una adolescente de 14 años y un joven de 18, hijos de la pareja, fueron quienes denunciaron ante las autoridades policiales los hechos.

El detenido fue identificado como Rafael Isidoro Casco, quien negó, pero admitió que solo le pegó un “apretón” a su mujer en el brazo, que le dejó un hematoma.

Isidoro presentaba, sin embargo, en su cuerpo una serie de rasguños, lo que hace suponer que la víctima se defendió. El sujeto justificó su actuación porque “tenía tres días de fumar cigarrillos y no andaba en mis cabales, además de las deudas que tengo”.

Agobiado por las deudas

“No es cierto que la tenía encerrada, y cuando una patrulla de la Policía me capturó yo me iba a bañar”, señaló Casco, quien afirmó que se dedica a vender frutas y verduras en un puesto ambulante.

Inclusive detalló que debe C$19,000 a una entidad financiera y que ahora detenido no podrá saldar su deuda. “Son más de 18 años los que tengo de convivir con mi esposa y es la primera vez que esto me sucede”, repetía insistentemente.

Pese a que dijo estar arrepentido, señaló que solicitará un trámite de mediación y pidió perdón públicamente a su esposa de iniciales O.G.M., tras señalar que fue la dama quien supuestamente empezó la discusión.

“Mi esposa comenzó con el pleito porque yo no daba cuenta de un billete de 500 córdobas que se me salió de una bolsa rota del pantalón. No es cierto que le haya dado dinero a otra mujer”, recalcó Casco, quien dijo que se sentiría más seguro en las celdas preventivas porque supuestamente recibió amenazas de muerte de parte de la víctima.

La dama fue sometida a valoración psicológica para determinar si tiene o no lesiones por el maltrato recibido.

En este departamento el 2012 culminó con 864 casos de violencia doméstica y cuatro femicidios. En este año las denuncias recibidas por maltrato familiar son alrededor de 300.

 

Se niega a propuestas indecorosas y fue apedreada

Investigadoras de la Comisaría de la Mujer y la Niñez de Estelí, investigan a William José Mendoza Centeno, señalado por su excónyuge de agredirla a pedradas por negarse a aceptar las propuestas indecorosas que le hizo.

La señora, de iniciales F.C.A.A., denunció que al salir de su jornada laboral, se dirigió a su vivienda pero en el camino fue interceptada por Mendoza Centeno, quien le propuso “romancear” en un terreno baldío, a lo que ella se negó y le expresó que no la molestara y la olvidara.

Fue en ese momento que supuestamente Mendoza Centeno le lanzó varias pedradas a la dama, acompañadas de palabras soeces e insultos, según denunció la afectada, ante la Policía.

Las autoridades policiales también investigan un caso de robo que sufrió Francisca Aguilera Espinoza, de parte de una supuesta amiga, la que le sustrajo C$5,400 en un “abrir y cerrar de ojos”, luego que la afectada se descuidara.

En ambos casos las autoridades policiales mantienen abiertas las investigaciones, aunque por el momento no tienen detenidos.