•  |
  •  |
  • END

“Machacado” por las ruedas de una camioneta terminaron los días de Bismarck Antonio Molina Vallejos, de 24 años, habitante de la Comarca Planes de Nejapa.

La tragedia se produjo cuando Miguel Alejandro López, de 24 años, el chofer de la camioneta placas M 120653, no vio a Molina, quien ebrio se quedó dormido a la orilla del camino que circunda esa comunidad, ubicada al suroeste de Managua.

López conducía la camioneta de este a oeste, pero hizo un giro hacia el sur para luego retomar el camino, pero de oeste a este.

Del relato de los apesarados familiares de Molina se desprende que Miguel Alejandro López le pasó las ruedas de la camioneta cuando hacía el giro al sur, y lo “machacó” por segunda vez, al retroceder.

El chofer, a quien su jefe lo llamó para pedirle que se entregara en la Estación Tres de Policía, dijo no haberse percatado de lo sucedido.

Molina se ganaba la vida por cuenta propia, desempeñándose como cargador en camiones areneros. El trágico hecho se produjo a eso de las 5:40 de la tarde del pasado martes.


10 días de agonía
La otra víctima mortal por accidente de tránsito es Fernando José Mayorga Aburto, de 29 años, quien ayer expiró en la Unidad de Cuidados Intermedios del Hospital “Lenín Fonseca”, después de 10 días de agonía.

Mayorga, quien deja en la orfandad a una niña de dos años y una bebé de siete meses, fue arrollado por una rastra cuando regresaba de visitar a su mamá, en Tipitapa.

El hombre era obrero de la construcción y recibió cristina sepultura en Tipitapa, mientras sus familiares están a la espera de lo que resuelvan las autoridades respecto al chofer que causó la tragedia.