•   Corresponsal / Matagalpa  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Fuerzas combinadas de la Policía Nacional y del Ejército de Nicaragua, lograron rescatar sana y salva a la ciudadana Jenny Damaris Sandoval Lagos, quien había sido secuestrada por tres elementos armados en la comarca el Sabalete del municipio de Matiguás, en Matagalpa, lugar donde asesinaron a su esposo, Nelon Danilo Zelaya de un disparo con un arma de fuego.

El segundo jefe de la policía matagalpina, comisionado Ramón Morales, aseguró que el secuestro se registró el 13 de mayo a las diez de la noche cuando tres delincuentes armados con fusil Ak, pistola y machete se presentaron a la casa donde vivía Zelaya junto a su compañera de vida, que funcionada como pulpería y utilizaron a un vecino para cometer su delito.

Según la versión policial, los delincuentes tomaron a un trabajador de la finca de nombre Melvin a quien además de violarle a su compañera de vida lo intimidaron a que fuera a la casa de Zelaya para que le abriera la puerta ya que él iba supuestamente a la casa para que le vendieran unas pastillas.

Nelson al reconocer la voz del Melvin abrió la puerta pero al ver a los delincuentes armados y encapuchados quiso cerrarla a la fuerza y éstos le dispararon y luego lo asesinaron. Después amarraron a la esposa de Zelaya y cargaron con mercadería de la venta a la que se llevaron con rumbo desconocido montados a caballo.

Las autoridades después de conocer lo ocurrido por la familia de la víctima de secuetro  desplegaron a las fuerzas combinadas de la Policía y el Ejercito apoyados con la técnica canina lo que les permitió dar con parte de los objetos robados y la captura de uno de los antisociales el que fue identificado como Douglas González Cárdenas, a quien le ocuparon capuchas y otros objetos utilizados en el secuestro, robo y homicidio, aseguró el jefe policial Morales.

Morales informó que están en la zona para continuar con las investigaciones y lograr la captura de los otros dos elementos que ya fueron identificados.

Por su parte el detenido González Cárdenas, negó estar involucrado en este hecho y en el asesinato de Nelson Zelaya, además dijo no conocer sobre el secuestro de la joven y que los objetos ocupados en su casa fueran de su propiedad.