•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

De varios golpes en la frente propinados con un martillo fue asesinada la pareja formada por Migadalia de los Ángeles Fuentes Espinoza, de 33 años, y René de Jesús Roy Madrigal, de 35, la noche del 30 de mayo, en el barrio El Marañonal, kilómetro 17 Carretera a Xiloá.

Así lo determinaron los médicos forenses Juan Carlos Medina y Walter Cuadra, quienes realizaron la autopsia a la pareja.

Los acusados por el delito de femicidio y homicidio son: José Francisco Pérez Guerrero, de 37 años, alias “El Sapo” y Augusto César Artola Barrios, de 35, alias “El Negro”, quienes fueron llevados ayer a la audiencia inicial en el Juzgado Especializado en Violencia, de Ciudad Sandino.

“Los acusados estaban ingiriendo licor en casa de las víctimas e iniciaron una discusión por una droga. Artola tomó un trozó de madera y le dio a René, por lo que su pareja intenta defenderlo, pero Pérez la toma del cuello y trata de asfixiarla”, dijo la fiscal María Carolina Cruz, durante la audiencia.

“Luego tira a la joven a la cama y con un martillo le propinó varios golpes en la frente al igual que a René lo agrede, cuando este estaba inconsciente tirado en el suelo, provocándoles trauma craneal y facial severo a ambas víctimas”, agregó la fiscal.

La juez Karen López les mantuvo la prisión preventiva y programó el juicio oral y público para el 4 de agosto. La defensa solicitó el cambio de medida cautelar, pero la judicial manifestó que las circunstancia no habían variado.

En Estelí

Otro que será juzgado en agosto es Mario Laguna Jarquín, de 53 años, a quien el Ministerio Público lo acusa de ultimar de tres disparos a Raúl Antonio Zelaya Laguna, quien tenía 27.

Laguna andaba prófugo de la justicia desde octubre del año pasado. El suceso sangriento ocurrió en la comunidad San Francisco, La Trinidad.

La víctima dejó tres niños en orfandad, entre estos un par de gemelos de cuatro años, quienes aún preguntan por su progenitor.