• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Media docena de supuestos agentes antidrogas llegaron armados a la pulpería de Martha Lorena Carrión, de 42 años, ubicada en el barrio Nueva Nicaragua, para ejecutar un allanamiento, pero lo que hicieron fue sustraer unos 10,000 dólares y 7,000 córdobas.

Al momento del atraco, el martes en la mañana, en la pulpería había cuatro menores de edad que fueron lanzados al piso, mientras los delincuentes conminaban a la dueña del negocio a entregarles todo el dinero que tenía guardado en el ropero.

“Venían buscando a Victorino, yo les dije aquí no hay ningún Victorino, pero dijeron ‘abra la puerta que esto es un allanamiento’; yo como no tengo drogas ni tengo nada, les abrí la puerta, normal, y como andaban vestidos de policías, pues dije, es la Policía, y como el que no la debe no la teme…”, denunció la afectada a los medios de comunicación.

Encapuchados

Agregó que los sujetos le ordenaron no mirarlos a la cara, pero andaban encapuchados y cargaban dos fusiles AK e igual cantidad de pistolas.

Supuestamente los ladrones sacaron el dinero y huyeron a bordo de una camioneta gris y dos motos, roja y azul.

Inmediatamente las autoridades policiales de la Estación V se presentaron al lugar para investigar y retuvieron al marido de Carrión, José Andrés García Torres, porque la dama había dicho que este no estaba en la pulpería al momento del atraco, sin embargo lo hallaron escondido detrás de un excusado, en una casa vecina.

La Policía también está investigando la procedencia del dinero, porque supuestamente este era para abastecer el negocio, pero este es pequeño.

Uno más

El comisionado Iván Estrada, segundo jefe de la Estación V de Policía, dijo que están investigando el caso para dar con el paradero de los delincuentes.

El jefe policial dijo que este es el primer atraco supuestamente ejecutado por falsos policías que se registra en la jurisdicción del Distrito V de la capital, aunque ha habido otros atracos similares, el último de ellos ejecutado contra un par de jubilados franceses, en Carretera a Masaya, en abril.

Hasta el cierre de esta edición, los delincuentes no habían sido identificados y la Policía aún no hallaba la camioneta en la que huyeron, informó vía telefónica el suboficial mayor Bismarck Rivera, vocero de la Estación V.

10,000 DÓLARES supuestamente fue lo robado.