Máximo Rugama
  •  |
  •  |
  • END

ESTELÍ

Rubén Cruz Estrada, de 23 años, originario de la comunidad Los Araditos, ubicada en la zona noroeste del municipio de Estelí, se convirtió en la nueva víctima de la ola de suicidios que afecta los poblados norteños.

Varias organizaciones de jóvenes estelianos clamaron porque las autoridades del Ministerio de Salud y el gobierno a nivel nacional, desarrollen campañas educativas permanentes para prevenir o enfrentar el fenómeno de los suicidios, que cada día acaba con vidas valiosas.

El muchacho tenía problemas desconocidos para sus familiares, por los que decidió ingerir un poderoso veneno que los labriegos del lugar usan para combatir las plagas que afectan sus cultivos.

Rubén Cruz Estrada fue trasladado aún con vida hasta el Hospital Regional San Juan de Dios, de esta ciudad, por una fuerza de socorristas de la Cruz Roja esteliana, quienes le brindaron los primeros auxilios para luego llevarlo al centro asistencial.

Pero a pesar de los esfuerzos de los socorristas, de los médicos y
enfermeras que lo atendieron, el joven se rindió a la muerte. Con este caso son ya tres los jovencitos que se quitan la vida en las comunidades aledañas a Estelí, por lo que sus familiares demandaron que a través del Ministerio de Salud se impulse una campaña educativa, la cual sería respaldada por radioemisoras locales.

El lunes, es decir un día después del proceso electoral, una adolescente que vive en una comunidad ubicada al sur del municipio de Estelí, intentó acabar con su existencia al ingerir varias tabletas de un fármaco aún no identificado por los galenos.