•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Un adolescente de 17 años admitió el doble homicidio imprudente del que fue acusado por el Ministerio Público. En el accidente de tránsito aparte de los dos fallecidos, siete personas resultaron lesionadas.

La doctora María Elsa Laguna, jueza de Distrito Especial de la Niñez y Adolescencia en Estelí, informó que en la próxima semana dará a conocer la sentencia para el acusado.

El accidente de tránsito ocurrió el pasado 6 de septiembre, cuando el adolescente conducía el automóvil que supuestamente provocó una colisión múltiple en el kilómetro 152 de la Carretera Panamericana Norte.

El accidente provocó la muerte de Ronny Alexander Zavala Sevilla, de 16 años y originario del barrio “Rosario Murillo”, de Estelí, y de Gonzalo de Jesús Ortez, de 62, quien habitaba en el municipio de San Fernando, Nueva Segovia.

“El acusado circulaba de sur a norte y aventajó a un motorizado, quien iba en la misma dirección, invadiendo el carril contrario donde las víctimas circulaban de norte a sur”, manifestó la fiscal auxiliar en la audiencia preliminar.

Ortez viajaba en el vehículo que fue colisionado. Por su parte, el adolescente Zavala Sevilla fue arrollado cuando desafortunadamente circulaba en bicicleta sobre la vía.

Solicitan pena

El Ministerio Público solicitó a la judicial aplicar tres años de medidas de reeducación, pues el adolescente no puede ir a la cárcel donde son recluidos los adultos, según lo establece el Código de la Niñez y la Adolescencia. En tanto, la defensa solicitó un año.

Los familiares de Zavala criticaron el actuar de los padres del acusado, “porque fue una irresponsabilidad dejar que el muchacho se pusiera frente al timón, junto a la imprudencia y el manejo temerario que provocó la tragedia”.

La familia Zavala señaló que todo lo deja en manos de Dios, “que es quien aplica la justicia de la mejor manera”.