Ernesto García
  •  |
  •  |
  • END

Después de 60 horas de agonía expiró en la Unidad de Quemados del Hospital “Lenín Fonseca”, el joven José Santos Zamora Jarquín, de 20 años, quien sufrió quemaduras eléctricas al rozar un cable de alto voltaje.

Zamora tenía quemaduras de tercer grado en el 80 por ciento del cuerpo, producto de haber rozado un cable de 7 mil voltios, a eso de la dos de la tarde del pasado viernes.

Juana Zamora, tía de la víctima, dijo que José Santos trabajaba como “díero”, es decir que le pagaban por día trabajado en una empresa subcontratista de Unión Fenosa.

La tragedia se produjo cuando el joven, con otros trabajadores, hacía cambios de los alambres del tendido eléctrico frente a la distribuidora de gas Tropigás.

El cuerpo sin vida de José Santos Zamora fue trasladado la madrugada de ayer por sus familiares al municipio de Santa Lucía, Boaco, donde hoy recibirá cristiana sepultura.


Sin pistas
Por otro lado, dos días después del homicidio a machetazos de Ramsés Morales González, de 21 años, quien fue atacado por varios sujetos en una calle del barrio “El Recreo”, la Policía de la Estación Tres todavía no reporta la captura de sospechosos.

El joven, quien expiró cuando era trasladado al Hospital “Lenín Fonseca”, supuestamente fue atacado por los sujetos apodados “Los Jones”.

Hasta la tarde de ayer lunes, las autoridades de la Tercera Sección de Policía no reportaban ningún avance en las investigaciones.