•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La juez Segundo de Distrito Penal de Juicio de la capital, Adela Cardoza, calificó como asesinato la muerte de Rosa Gómez Aguirre a manos de su vecino Aníbal Orozco en el barrio “Milagro de Dios”, que ocurrió el pasado 21 de julio.

Orozco le clavó a Aguirre una bayoneta en la frente, luego que la fémina le reclamara por qué se orinaba en el muro perimetral de su casa.

Aunque la Fiscalía acusó a Orozco por femicidio, en el transcurso del juicio la defensa demostró que no existía vínculo sentimental y el caso fue remitido a un tribunal ordinario.

La jueza Cardoza condenó a 25 años de prisión a Orozco al tomar dos agravantes en contra del acusado, como fue dejar en agonía a la víctima durante seis horas y dejarla neutralizada, asegurándose de no sufrir ninguna agresión por parte de la víctima.

 

El acusado admitió los hechos en busca de reducción de pena, pero fue rechazado por la juez.