Máximo Rugama
  •  |
  •  |
  • END

ESTELÍ
Fue sepultado en Estelí el ciudadano Ezequiel Díaz Reyes, de 32 años, quien murió asfixiado en un pozo de la finca Los Chagüites, en la comarca El Escambray.

Paulino Díaz Romero, padre del fallecido, dio a conocer a las autoridades policiales que desde en horas de la mañana se dispusieron a trabajar en la limpieza de un pozo de 18 metros de profundidad. A ocho metros de la superficie armaron un andamio para instalar un motor para la extracción del agua.

A eso de la una de la tarde, una vez que terminaron la limpieza, sacaron el motor, y Paulino se marchó hacia su casa, para buscar unas llaves mecánicas que servirían para echar a andar la bomba. Mientras, Ezequiel se quedó fuera del pozo con su hermano, Pedro Díaz Reyes, de 35 años.

Cuando el progenitor iba llegando a su casa, se percató de que su hijo Pedro iba corriendo tras él, y le manifestó que Ezequiel había caído al fondo del pozo, mientras trataba de sacar el andamio donde estaba el motor, y que por ello se había ahogado.

Peritos de la Dirección General de Bomberos, socorristas de la Cruz esteliana y especialistas de la Policía se presentaron al lugar para extraer del fondo del pozo el cadáver. Como en este caso se trató de una negligencia de la víctima, y la Policía no detectó que hubo mano criminal, el expediente fue archivado.